Rechazan destitución de Zuma

PRESIDENTE SUDAFRICANO SOSPECHADO DE ESTAFA

El presidente sudafricano Jacob Zuma, en pleno escándalo después de que la justicia lo acusara de haber violado la Constitución, sobrevivió ayer a un intento de destitución en el parlamento lanzado por la oposición, que lo acusa de ser un “estafador”.
El partido en el poder, el Congreso Nacional Africano (CNA) que apoya oficialmente a Zuma, utilizó su aplastante mayoría parlamentaria para rechazar la moción, que necesitaba de dos tercios para ser aprobada. La votación arrojó 233 votos en contra y 143 a favor.
La moción había sido presentada por el partido de oposición Alianza Democrática (DA), luego del fallo de la semana pasada de la Corte Constitucional, la instancia judicial más alta del país.
La Corte juzgó que el jefe de Estado había violado la Constitución al negarse a devolver el dinero público utilizado para renovar su propiedad privada, en particular los trabajos para una piscina, un centro para visitantes y un albergue para animales, sin relación alguna con trabajos de seguridad justificados.
“La historia recordará que los diputados del CNA prefirieron defender a un estafador, en lugar de defender la ley suprema” del país, acusó Mmusi Maimane, líder del DA. “La corrupción en el seno del CNA ha contaminado a todo el partido, como un cáncer (…). Ya no es la organización que había producido” el mito Nelson Mandela, o Ahmed Kathrada, héroe de la lucha anti-apartheid, añadió.
Zuma sigue sin embargo bajo máxima presión, a tres años del fin de su segundo mandato. Las elecciones municipales que se celebrarán este año serán una buena prueba de su resistencia. (AFP-NA)