Siria derribó avión militar ruso por accidente

TRAGEDIA AEREA TRAS ATAQUE ISRAELI

Siria derribó accidentalmente un avión militar de su aliado ruso, matando a los 15 tripulantes a bordo, cuando su defensa antiaérea respondió a un ataque israelí, indicaron el martes fuentes militares rusa e israelíes.
El incidente, que se produjo el lunes por la noche, es el caso más grave de “fuego amigo” entre los dos aliados desde que en septiembre de 2015 Rusia interviniera militarmente para ayudar al régimen sirio a revertir el curso de la guerra.
El avión ruso, un turbohélice Ilyushin, desapareció de los radares sobre el Mediterráneo poco después de que Turquía y Rusia anunciaran un acuerdo para crear una “zona desmilitarizada” en la región de Idlib, que permitiría evitar una ofensiva del régimen de Damasco contra este último bastión rebelde de Siria.
Los acontecimientos coincidieron con un bombardeo israelí el lunes contra la región costera de Latakia, al que replicaron las defensas antiaéreas sirias. Israel confirmó haber atacado una instalación militar siria en Latakia desde donde sistemas de armas “estaban a punto de ser transferidos por Irán” al movimiento shiita libanés Hezbolá.
Además Israel expresó su “tristeza” por las muertes de rusos, pero insistió en que fueron “los imprecisos misiles antiaéreos sirios disparados” los que “derribaron el avión ruso”.
El portavoz del ejército ruso Igor Konashenkov acusó a Israel de ser responsable del incidente porque el mando militar israelí “no previno” que llevaría a cabo esta operación y le anunció a Moscú menos de un minuto antes del ataque, lo que “no permitió llevar al avión Il-20 hacia una zona segura”.
Además acusó a los pilotos de los F-16 israelíes de haber puesto deliberadamente en peligro al avión ruso al camuflarse en su señal de radar colocándolo así “bajo el fuego de la defensa antiaérea siria”.
Sin embargo el presidente Vladimir Putin, explicó luego que el derribó parece el resultado del “encadenamiento de circunstancias accidentales trágicas”.

Errores de cálculo.
Israel negó la acusación de haberse escudado en el IL20 para atacar. “El avión ruso que fue derribado no estaba en el área de operaciones” y “cuando los militares sirios lanzaron los misiles que alcanzaron el aparato ruso, los cazas ya estaban en el espacio aéreo de Israel”, indica el comunicado.
El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, advirtió al presidente Putin que su país continuará actuando contra la presencia iraní en Siria.
En una conversación telefónica con Putin, Netanyahu indicó que Israel estaba “resuelto a interrumpir la consolidación del ejército iraní en Siria”, aseguró la oficina del primer ministro israelí.
El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, expresó su pesar por lo que calificó como un “accidente desafortunado” que “recuerda la necesidad de llegar a soluciones permanentes, pacíficas y políticas para los numerosos y solapados conflictos de la región”, agregó.
Según el Observatorio sirio de derechos humanos (OSDH) los misiles que superaron las defensas antiaéreas golpearon un depósito de municiones en el Instituto de industrias técnicas.
Dos personas murieron y 10 resultaron heridas en el bombardeo, según el presidente del OSDH, Rami Abdel Rahman.
Israel ha llevado a cabo en los últimos meses frecuentes ataques contra infraestructuras militares sirias, incluyendo contra bases que albergarían a combatientes iraníes aliados del régimen de Bashar Al Asad.

Acuerdo.
Este incidente se produjo poco después de que los presidente ruso Vladimir Putin y turco Recep Tayyip Erdogan acordaran crear una “zona desmilitarizada” de 15-20 kilómetros de largo, bajo control ruso-turco, en Idlib, provincia siria limítrofe con Turquía.
Ese acuerdo puede evitar una ofensiva poner fin a una ofensiva de Siria y su aliado ruso contra Idlib, última provincia en manos insurgentes.
La región de Idlib, controlada en un 60% por el grupo yihadista Hayat Tahrir al Sham (HTS), compuesto en su mayoría por la ex rama de Al Qaeda en Siria. Aunque apoye a otros grupos rebeldes, Ankara considera “terrorista” al HTS. El régimen sirio expresó su satisfacción por este acuerdo ruso-turco .
Siria “siempre ha acogido favorablemente cualquier iniciativa que permita evitar el derramamiento de sangre de sirios y ayude a restablecer la seguridad”, dijo una fuente del ministerio de Relaciones Exteriores.
El acuerdo, también saludado por Irán, aliado del régimen sirio, significa “un respiro a millones de civiles”, indicó el secretario general de la ONU, António Guterres. (AFP)