Temer prepara un plan

MAS PARTICIPACION PRIVADA Y EXTRANJERA

El gobierno interino de Brasil prepara un plan de infraestructura que incluye concesiones, sociedades mixtas y, tal vez, privatizaciones, con una decidida reducción del papel del Estado en los proyectos de obra pública y un aumento en la participación de las empresas extranjeras.
Entre las medidas apuntadas figura la eliminación del límite a la tasa de retorno de ganancias de las empresas que ganen concesiones en rutas, autopistas, puertos y aeropuertos, una medida que había implementado el gobierno de la suspendida Dilma Rousseff.
“En la vida, quien fija el precio es el mercado, entonces este es uno de los problemas que vamos a resolver con las nuevas concesiones a privados”, dijo a Télam Wellington Moreira Franco, titular de la Secretaría de Programas de Sociedades e Inversiones de la Presidencia y uno de los hombres fuertes del gobierno de Michel Temer.
Moreira Franco participó en San Pablo de un encuentro con la Asociación Brasileña de Infraestructura (Abdib), entidad que agrupa a empresas de ingeniería, entre ellas las acusadas de sobornar funcionarios y sustentar ilícitamente campañas políticas involucradas en la Operación Lava Jato, que investiga la corrupción en Petrobras.

“Crecer”.
Entre las novedades que el gobierno interino de Temer mostrará en las próximas semanas, con el lanzamiento del programa de infraestructuras “Crecer”, es que habrá un cambio radical frente al gobierno de la presidenta suspendida Dilma Rousseff.
Por ejemplo, la empresa estatal Infraero no tendrá más participación en los aeropuertos que serán concesionados, los cuales dependerán totalmente de la iniciativa privada.
Hasta el momento, Infraero tenía 49% en todos los aeropuertos con participación privada, tal el modelo aplicado por el gobierno del Partido de los Trabajadores (PT) de Rousseff, en el cual fue ministro de Aviación Civil Moreira Franco, uno de los negociadores más importantes del Partido del Movimiento de la Democracia Brasileña (PMDB), que respaldó el juicio político de la mandataria.
“Siempre estuve en contra de ese modelo porque Infraero no tiene condiciones económicas, el Tesoro asumía eso. No hay posibilidades de asumir el 49% del consejo de administración de un aeropuerto. Eso cambiará no apenas por sentido común, sino porque el Tesoro no tiene dinero para poner”, dijo.
En el horizonte cercano, 4 aeropuertos en manos del Estado serán privatizados en su totalidad con una concesión de 30 años con el nuevo modelo que aplicará Temer mediante la secretaría de Moreira Franco: son las estaciones aéreas de Florianópolis (Santa Catarina), Porto Alegre (Rio Grande do Sul), Salvador (Bahia) y Fortaleza (Ceará). (Télam)