Trump anunció más sanciones

PARA RESTRINGIR EL COMERCIO CON COREA DEL NORTE

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció ayer más sanciones unilaterales contra Corea del Norte por sus pruebas nucleares y de misiles, unos días después de amenazar desde el atril de la Asamblea General de la ONU con “destruir completamente” a ese país asiático.
Horas después, el máximo líder de Corea del Norte, Kim Jong-un reaccionó ante el discurso de Trump del martes en Naciones Unidas: “Ahora estoy pensando mucho qué respuesta habrá esperado cuando permitió que tamañas palabras excéntricas se escaparan de su boca”.
“Sea lo que sea que Trump esperó, enfrentará resultados que superarán sus expectativas. Sin dudas y definitivamente domaré con fuego al viejo reaccionario y mentalmente desequilibrado estadounidense”, continuó Kim, citado por la agencia de noticias norcoreana KCNA.
Mientras se espera una posible represalia norcoreana, Washington redobló su escalada con nuevas sanciones.

Comercio exterior.
Estas atacarán a empresas e instituciones que financian y posibilitan el comercio exterior del país comunista, explicó Trump durante un almuerzo con su par surcoreano, Moon Jae-in, y el primer ministro japonés, Shinzo Abe, según la agencia de noticias EFE.
Poco después, el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, explicó en una conferencia de prensa que Estados Unidos prohibirá la entrada al territorio por 180 días a barcos y aviones que hayan estado previamente en Corea del Norte.
Este veto también se aplicará a barcos que hayan comerciado con otros buques que hayan visitado Corea del Norte en los 180 días previos, agregó Mnuchin.
“Llamamos a todos lo países del mundo a unirse a nosotros”, concluyó el secretario del Tesoro.
Durante el almuerzo con el presidente surcoreano y el premier japonés, Trump también hizo un anuncio inesperado.
Dijo que el Banco Central de China ordenó a las entidades financieras de su país dejar de hacer negocios con Corea del Norte, una medida que hasta ahora no fue confirmada por Beijing.

Convivencia pacífica.
Por su parte, el presidente surcoreano aseguró que su país no aspira al colapso de su vecino del norte, ni tampoco a una reunificación de las dos Coreas, sino a una convivencia pacífica.
Entre las dos Coreas rige un armisticio acordado tras la guerra (1950-1953) que nunca derivó en un auténtico tratado de paz.
Moon llamó a Corea del Norte a poner fin a las provocaciones para estar “del lado correcto de la Historia”.
También afirmó que el mundo debe responder “con fuerza y determinación” hasta que Corea del Note abandone su programa nuclear, y agradeció al Consejo de Seguridad de la ONU por el reciente endurecimiento de las sanciones contra Pyongyang.

Unión Europea.
En paralelo, fuentes diplomáticas de la Unión Europea (UE) informaron a la agencia de noticias EFE que los países miembros del bloque acordaron ayer lanzar una nueva batería de sanciones unilaterales, es decir, por fuera de una resolución del Consejo de Seguridad, contra Pyongyang por su continuo desarrollo militar, vinculado con su programa nuclear.
El 11 de septiembre, el Consejo de Seguridad de la ONU impuso de manera unánime al gobierno de Kim Jong-un una batería de duras sanciones, en respuesta al ensayo nuclear con una bomba H el 3 de septiembre último. No obstante, Pyongyang lanzó un misil que sobrevoló el territorio de Japón cuatro días después de las nuevas sanciones del organismo.
Trump, fue aún más allá en su discurso de este martes ante la Asamblea General de la ONU, en el que amenazó con “destruir totalmente a Corea del Norte” si prosigue con sus actividades beligerantes. (Télam)