Tsipras convocó a los griegos a votarlo

El partido Syriza cerró ayer el último de los actos de la campaña electoral griega con un discurso de su jefe y ex primer ministro, Alexis Tsipras, ante una multitud encendida en la plaza Syntagma de Atenas, donde convocó a votar por su partido para fortalecer a la izquierda en toda Europa y quebrar la soledad griega.
Once millones de griegos están convocados a votar mañana en unas reñidas elecciones generales anticipadas, en las que Syriza, de izquierda, lleva una ligera ventaja sobre la conservadora Nueva Democracia (ND).
Tsipras fue precedido por oradores de la izquierda europea, en especial el muy aplaudido Pablo Iglesias, lo que recalca la importancia de estos comicios para esta franja ideológica en todo el continente, y evidencia hasta dónde el resultado puede constituir una eventual plataforma que los proyecte o haga declinar en sus respectivos países.
Ese mensaje ocupó un lugar principal entre los argumentos con los que Tsipras llamó a votar por Syriza, cuando convocó a los griegos quebrar el aislamiento de su país en el monocorde imperio conservador que predomina en casi todo el continente.
Tsipras empezó su discurso con la vibrante declaración a los “ciudadanos de Atenas” de que “esta movilización emite un mensaje de decisión y de victoria”, e instó al público apiñado en una plaza abarrotada, y a todos los griegos, a dejar atrás las políticas “del pasado” en las elecciones de mañana.
“El pueblo griego quiere que continuemos con la lucha que iniciamos el 25 de enero”, continuó, para agregar que “no nos queda otra opción que la de luchar para salvar a Europa de las ideologías que promueven el odio y la destrucción”, una Europa que, dijo, no tiene futuro.

Apoyo.
El líder griego señaló que sería “muy grande” la diferencia para Grecia si en vez de estar sola contra todos, Syriza contara en la Eurozona con el apoyo del español Pablo Iglesias, del irlandés Gerry Adams o un líder progresista de Portugal.
“Europa terminó dividida en dos campos”, indicó Tsipras, citado en su página oficial de Twitter, y prosiguió: “el de los que apoyan el plan de(l ministro de finanzas alemán Wolfgang) Schauble” y el de quienes apoyan el plan de Syriza”. (Télam)