UE busca ayuda de países musulmanes

JORNADA DE PROTESTAS EN VARIAS NACIONES POR CARICATURAS DE MAHOMA DE REVISTA CHARLIE HEBDO

Los cancilleres de la Unión Europea (UE) llamaron ayer a establecer una alianza con los países musulmanes para combatir el islamismo radical, en otra jornada de protestas en varias naciones por las caricaturas de Mahoma de la revista francesa Charlie Hebdo.
La jefa de la diplomacia de la UE, Federica Mogherini, y los cancilleres europeos se reunieron con el titular de la Liga Arabe, Nabil al-Arabi, para discutir sobre cooperación tras los atentados de este mes en París y los operativos antiterroristas en Bélgica.
En el mundo islámico, en tanto, cientos de miles de personas marcharon ayer por la capital de la mayoritariamente islámica república rusa de Chechenia y 45 iglesias fueron quemadas en Níger en protestas por la publicación de las caricaturas de Mahoma.
También en Teherán, miles de personas, en su mayoría estudiantes islámicos, protestaron ante la embajada de Francia al grito de “Mi profeta es Mahoma” y “Muerte a Francia”.
Cientos de personas se manifestaron asimismo en Afganistán, en las ciudades de Kabul y Jalalabad; en Pakistán, en las ciudades de Peshawar y Karachi, y en la Franja de Gaza, donde unos 200 islamistas radicales palestinos quemaron banderas de Francia.

Reunión.
En una nerviosa Bruselas, con las sedes de la UE y otros edificios sensibles bajo fuerte custodia militar, los ministros del bloque se reunieron a discutir cómo evitar el regreso a sus países en el continente de yihadistas que pelearon en Siria e Irak.
“El terrorismo y los ataques terroristas tienen como blanco sobre todo a los musulmanes del mundo, así que necesitamos una alianza”, dijo Mogherini a periodistas, según informó la cadena de noticias BBC.
“Necesitamos reforzar nuestra forma de cooperar, primero con todos los países árabes pero también internamente. La amenaza no sólo es la que enfrentamos en París, sino que se está expandiendo por muchas otras partes del mundo”, agregó.
Al-Arabi, secretario general de la Liga Arabe, agregó que “cada país del mundo está sufriendo el terrorismo”.
“No es sólo una cuestión militar o de seguridad; abarca las esferas intelectuales, culturales, mediáticas y religiosas, y eso es lo que queremos lograr”, dijo Al-Arabi.

Alerta máxima.
Europa está en alerta máxima desde que tres franceses asesinaron a 17 personas en la sede de Charlie Hebdo y en un supermercado kosher de París hace dos semanas, reivindicando que actuaban en nombre de Al Qaeda y del grupo islamista Estado Islámico (EI).
Dos presuntos islamistas radicales fueron muertos por la policía durante un operativo la semana pasada en Bélgica.
Muchos de los ministros europeos volverán a encontrarse en Londres el próximo jueves cuando el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, se sume a conversaciones sobre el islamismo con unos 20 países, entre ellos varios árabes.
La reunión de cancilleres de ayer tuvo por objeto preparar el terreno para una cumbre especial europea que se celebrará el 12 de febrero y que estará dedicada al combate al extremismo.

Búsqueda.
Autoridades de Bélgica, en tanto, continuaban ayer con la búsqueda de Abdelhamid Abaaoud, un ciudadano belga considerado el jefe de una célula islamista que fue desbaratada la semana pasada y que, según el gobierno, planeaba asesinar a policías en plena calle. (Télam)