Un poderoso ensayo nuclear

EE.UU. AMENAZA A COREA DEL NORTE CON "GRAN RESPUESTA MILITAR"

Estados Unidos prometió ayer una “gran respuesta militar” en caso de amenaza norcoreana contra territorio norteamericano o de sus aliados.”Tenemos numerosas opciones militares (…). Tenemos la capacidad de defendernos y de defender a nuestros aliados Corea del Sur y Japón”, declaró el secretario de Defensa estadounidense, Jim Mattis, durante una breve alocución desde la Casa Blanca.
Más temprano, el presidente Donald Trump advirtió que evalúa cortar lazos económicos con cualquier país que haga negocios con Pyongyang. “Estados Unidos está considerando, además de otras opciones, detener todo el comercio con todo país que haga negocios con Corea del Norte”, dijo el presidente estadounidense en un tuit.

Bomba H.
La amenaza de Trump sucede luego de que Corea del Norte efectuó ayer su sexto ensayo nuclear, el más potente hasta la fecha, y aseguró haber probado una bomba H. El mandatario estadounidense ya había calificado el acto de “peligroso” y “hostil” hacia Estados Unidos.
El secretario del Tesoro, Steve Mnuchin había dicho más temprano que su departamento estaba preparando fuertes medidas que podrían “aislar económicamente a Corea del Norte”. El peso de las sanciones esbozadas por Trump y Mnuchin caerían fuertemente sobre China, el único aliado de Pyongyang y comprador del 90 por ciento de las exportaciones norcoreanas.
Trump dijo en otro tuit que Corea del Norte “se ha convertido en una gran amenaza y vergüenza para China, que trata de ayudar pero con poco éxito”. Luego, a la salida de una iglesia en la que participó del día nacional de oración por las víctimas de la tormenta Harvey, un periodista le consultó a Trump si evalúa una acción militar, ante lo que respondió: “Ya veremos”.

ONU.
Mientras tanto, el Consejo de Seguridad de la ONU convocó una reunión de emergencia el lunes para discutir la ultima prueba nuclear de Corea del Norte, informó la embajadora de Estados Unidos ante el organismo, Nikki Haley. El encuentro fue solicitado por Estados Unidos, Japón, Francia, Reino Unido y Corea del Sur.

Sismo.
Corea del Norte anunció que realizó otra “exitosa prueba” de una bomba de hidrógeno, un dispositivo termonuclear. La explosión provocó un potente sismo de magnitud de entre 5,7 y 6,3, y según las primeras estimaciones fue cinco veces más potente que el último ensayo. El temblor se sintió en la ciudad china de Jilin y en Vladivostok, en Rusia.
Según informó la agencia estatal de Corea del Norte KCNA, la prueba se realizó a las 12.36 de ese país y fue un “éxito total”, mientras que la comunidad internacional salió nuevamente al cruce de este nuevo test.
Según China, el temblor, provocado de manera artificial, alcanzó una magnitud de 6,3 grados en la escala de Richter. Por su parte, el primer ministro japonés, Shizo Abe, dijo que el test es “absolutamente inaceptable”.

Rusia.
El presidente ruso Vladimir Putin pidió ayer a la comunidad internacional dialogar y “no ceder a la emoción”, tras un nuevo ensayo nuclear de Corea del Norte.
En una conversación telefónica con el primer ministro japonés, Shinzo Abe, Putin pidió “no ceder a la emoción, actuar de manera calma y ponderada”, y subrayó que los problemas de la península coreana “sólo deberían resolverse con medios políticos y diplomáticos”, indicó un comunicado del Kremlin.
La prueba norcoreana “torpedea al régimen mundial de no proliferación [nuclear], viola las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y el derecho internacional, y crea una amenaza real para la paz y la estabilidad regional”, dijo Putin, citado en el comunicado. (AFP-NA)