Venezuela dijo que Almagro dio un “golpe de Estado”

El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) finalizó ayer la sesión extraordinaria sobre la eventual aplicación de Carta Democrática Interamericana (CDI) a Venezuela sin pronunciamientos y Caracas acusó al secretario general del organismo, Luis Almagro, de “legitimar un golpe de estado”.
El Consejo inició la sesión de más de tres horas de duración luego de que Venezuela intentara sin éxito frenar el encuentro a través de una votación que fue derrotada por 20 votos a favor de proseguir.
Ante una sala llena, Almagro, solicitó al Consejo “adoptar las medidas necesarias para abordar la crisis humanitaria inédita e innecesaria en Venezuela, expresarse respecto a los presos políticos y los persistentes informes de tortura”, así como “apoyar la voluntad del pueblo venezolano en su solicitud de un referendo revocatorio”.
El secretario general, que el 31 de mayo presentó su informe para invocar la CDI que en última instancia podría suspender a Caracas como miembro de la OEA, aseveró que el objetivo de la sesión “no es castigar ni sancionar a Venezuela” sino “apoyar a un Estado miembro y ayudarlo a volver al camino de la democracia”.
De ese modo, Almagro apoyó la propuesta de constituir un grupo de países de amigos de la OEA para colaborar al diálogo interno en el país caribeño.

Rechazo.
Luego de que los delegados de los países reiteraran sus posiciones de apoyo al diálogo entre el gobierno chavista y la oposición, la canciller venezolana, Delcy Rodríguez, rechazó el informe de Almagro, al cual calificó como un “adefesio ideológico, político, jurídico” que “desconoce expresamente que hay un gobierno legítimo y constitucional en Venezuela”.
“Se”está legitimando un golpe de estado por parte del secretario general de la OEA y se está imposibilitando el diálogo”, dijo Rodríguez y agregó que Almagro está convirtiendo al organismo hemisférico en “un tribunal de inquisición contra Venezuela”.
En la OEA también estuvieron presentes representantes de la oposición venezolana, encabezados por el presidente de la Asamblea Nacional (parlamento), Henry Ramos Allup, que si bien hablaron con los periodistas previamente en otra sala de la OEA, no participaron del encuentro del Consejo Permanente.
“No hubo propuesta para que hablara la oposición para no crear una discusión paralela y que la atención quedara en el informe” presentado por Almagro, dijo una fuente cercana al secretario general. (Télam)

Compartir