Voraz incendio en Oakland

HABRIA CAUSADO DECENAS DE MUERTOS

Unas 40 personas podrían haber muerto en el incendio registrado en una bodega en la que un colectivo de artistas de Oakland, cerca de San Francisco (oeste de EE.UU)., celebraba una fiesta, informaron ayer autoridades que inicialmente habían reportado nueve fallecidos.
Los servicios de identificación se preparan para encontrar “entre 30 y 40 víctimas” fatales, dijo a la prensa el sargento Ray Kelly, de la Policía local.
La jefa de los bomberos de Oakland, Teresa Deloach-Reed, dijo que la mayoría de las personas que perecieron en el incendio, que se inició cerca de las 23.30 del viernes murieron en el piso superior del depósito conocido como “La nave fantasma de Oakland”.
El fuego “debió propagarse muy rápidamente”, dijo Deloach-Reed. “El techo se desplomó y hay muchos escombros que deben ser retirados”, señaló.
Aún no se sabe qué pudo haber provocado el incendio en la fiesta de música electrónica a la que se estima acudieron entre 50 y 100 personas.

Desaparecidas.
Unas 25 personas permanecían desaparecidas al mediodía de ayer, mientras el antiguo depósito donde se realizó la fiesta estaba parcialmente inaccesible a los rescatistas.
La Policía señaló que algunos de los desaparecido son extranjeros, lo que hace más difícil la identificación de las víctimas, que tienen entre 20 y 30 años.
La bodega, que albergaba a un colectivo de artistas, tenía varias mamparas que habían sido añadidas y una escalera construida de manera provisional.
Algunos de los cambios de la estructura hicieron extremadamente difícil que la gente pudiera escapar del fuego, dijo Reed en conferencia.
“No había una entrada verdadera o un camino de salida”, indicó la jefa de bomberos.
“No sé cómo inició el fuego, pero sé que la forma en que quedó la edificación dificultó que las personas escaparan”. Los esfuerzos de los bomberos para apagar el fuego se dificultaron por el desorden.

Redes sociales.
Amigos y familiares de asistentes a la fiesta recurrieron a las redes sociales para tratar de encontrar noticias sobre sus seres queridos.
“Por favor, dime que estás a salvo”, escribió una mujer agregando el nombre de un amigo, mientras que otros posteaban plegarias. Un pequeño grupo de jóvenes ansiosos esperaba alguna noticia frente a la bodega.
Cerca de ahí se estableció un centro de atención a familiares de las víctimas. Dan Vega cree que su hermano de 22 años y una amiga pueden estar entre las víctimas. El joven piensa que la pareja asistió para presenciar un concierto, pero no está seguro. “Eso es lo que parece”, dice Vega.
“Pensamos que probablemente la gente dejó su teléfono” en la entrada, lo que explica que no hayan informado de lo que pasaba, dijo de su lado David Marks, quien iba a ir al festejo después de trabajar tarde.

Controlado.
El fuego fue controlado ayer por la mañana por equipos que rastrearon los escombros en búsqueda de víctimas, señalaron los bomberos.
En la fiesta participaba el músico electrónico Golden Donna, alias Joel Shanahan. La estructura de dos pisos estaba prevista para albergar a 50 personas. (AFP-NA)