Inicio El Pais Alberto Fernández visitó al expresidente Lula en la prisión de Curitiba

Alberto Fernández visitó al expresidente Lula en la prisión de Curitiba

Alberto Fernández ofreció ayer en Curitiba, Brasil, una breve ronda de prensa al salir de su encuentro con el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, en la Superintendencia de la Policía Federal brasileña. El ex jefe de gabinete señaló que «Lula es claramente un perseguido del gobierno de Bolsonaro, que ha tenido la impudicia de hacer ministro de Justicia al que persiguió y encarceló a Lula». Fernández, que integra el comité que brega por la liberación del jefe del PT, estuvo acompañado por el ex canciller brasieño Celso Amorim, el artífice del encuentro que duró una hora. «Tal vez el gobierno de Brasil no advierta que está creando una mácula muy fuerte en su gobierno teniendo detenido a un hombre como Lula, de cuya inocencia no dudo, y que tiene todo el derecho a estar en libertad también para defenderse», agregó el postulante presidencial.
Sobre la reunión, dijo que tuvieron una charla «muy animada» y que siente por el líder del PT «un gran cariño y respeto». «Voy a estar al lado de Lula todo lo que sea necesario hasta que el sistema judicial entienda que hay que respetar los derechos y las garantías de los ciudadanos. Y espero que esta detención termine cuanto antes. Brasil no merece tener esa mancha, no lo merece el pueblo brasileño», resaltó.

Moro.
En medio de las irregularidades que saltaron a la luz en la investigación que en Brasil condujo el juez federal Sérgio Moro, a raíz de la filtración de conversaciones que el magistrado mantuvo con fiscales que ponen en entredicho su imparcialidad en la pena que le aplicó al líder de izquierda, Fernández insistió ayer que «si Lula no está libre es porque el Estado de Derecho no está funcionando bien».
Consultado sobre los dichos de Bolsonaro, que afirmó que si en Argentina el Frente de Todos gana las elecciones puede convertirse en una nueva Venezuela, Fernández replicó: «Que siga hablando mal de mí, no sabe el favor que me hace». Por su parte, Amorim reveló que durante la reunión que mantuvieron, Lula le dijo al candidato kirchnerista que «su primera tarea será ganar la elección en la Argentina». «Porque con su gobierno tendremos la esperanza de la vuelta de la democracia en América del Sur», añadió.
La gestión de la visita del ex funcionario del Frente para la Victoria al ex mandatario brasileño, que fue pedida por el propio líder del PT, tiene como antecedente una audiencia que integrantes del Comité por la libertad de Lula, entre los cuales estaba Fernández, tuvieron en el Vaticano con el papa Francisco las supuestas anomalías del juicio contra el ex gobernante del país vecino. Ayer, mientras Fernández visitaba a Lula, Francisco publicó en sus redes un video en el que insta a rezar por los jueces para que obren «con integridad» y les pide que se alejen de las «presiones». (NA)