Condenaron a remisero

VIOLADOR RECIBE PENA DE 13 AÑOS

La Justicia de San Isidro condenó ayer al remisero Norberto Fernández a 13 años de prisión por abusar sexualmente de una joven en el partido bonaerense de San Fernando.
La sentencia fue dictada por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 2 de San Isidro que encontró al remisero culpable del delito de “abuso sexual con acceso carnal”.
La pena es superior a la que había pedido la fiscalía, ya que había solicitado 11 años de prisión, aunque inferior a la requerida por la querella representada por el abogado Andrés Bonicalzi, que solicitó 18 años.
Tras conocerse el veredicto, la víctima dijo ante la prensa que estaba “contenta” con el fallo, al que consideró como “el primer triunfo”, ya que la condena va a ser apelada en la Cámara de Casación, pese a que allí -advirtió- ya “absolvieron a varios violadores”.
La joven destacó el hecho que durante el proceso que desembocó en la condena del violador estuvo “acompañada” por sus seres queridos.
“En un principio me trataron mal en la policía, en el hospital, y en la fiscalía. Si no estás acompañada, terminás cediendo”, sostuvo al salir de los Tribunales y hacer alusión a las dificultades de las víctimas de violación para llevar a cabo las denuncias.
También destacó el apoyo de los medios de comunicación que sirvieron para que “el violador tenga la condena más importante, que es la social”.
Además, la joven dijo que el remisero estuvo presente al momento de la lectura del veredicto, pero que ella ni lo miró, y contó que, si bien estaban la esposa y las hijas del acusado, de la única que sintió pena fue “por su mamá, porque ninguna mamá piensa en criar a un violador; el resto, son todas lacras”.
El inicio del juicio que había sido programado originalmente para el 8 de julio pasado, se había suspendido durante varios días porque Fernández, que se encontraba en libertad, no se presentó a la primera audiencia, luego no fue encontrado en su casa y recién pudo ser detenido luego de permanecer varios días prófugo. (Télam)