miércoles, 16 octubre 2019
Inicio El Pais Crecieron los niveles de morosidad

Crecieron los niveles de morosidad

AUMENTO LA TOMA DE PRESTAMOS PERSONALES Y USO DE TRAJETAS DE CREDITO EN LAS FAMILIAS

El informe, elaborado por economistas de First Capital Group, indicó que el contexto macroeconómico argentino está afectando seriamente la liquidez del sector privado, principalmente a las empresas. «La morosidad de las compañías se triplicó en términos porcentuales en el último año, actualmente rondando el 3% del financiamiento total mientras que hace apenas 4 meses solo representaba el 1.8%», advirtió. El informe señaló que «esto genera una alarma potencial para los bancos, que mostraron un incremento en su exposición patrimonial al sector privado durante los últimos meses de 2018».
«Si bien la capitalización de los principales bancos no se ha visto afectado (debido a las previsiones por insolvencia), el aumento en la cartera irregular del sistema financiero, que pasó de 2.2% en septiembre de 2018 a 3.3% en enero de 2019, puede representar un problema en el mediano plazo para el balance de los bancos», alertó. Apuntó que «si las entidades bancarias no toman una postura de mayor flexibilidad para con sus deudores en mora, es posible que observemos una propagación en la irregularidad del crédito hacia el resto del sector privado». «Esto -apuntó- a su vez retroalimentaría la tendencia, provocando mayores pérdidas patrimoniales que las previsionadas por el sector financiero».

Retracción.
Según se citó en el informe, «el último registro de niveles tan elevados de irregularidad en la cartera del sistema financiero, ocurrió durante la crisis económica global, mientras que el promedio entre 2008 y 2017 fue de 1,8%». «La retracción del mercado sacudió fuerte la demanda, que bajo un contexto de 50% de inflación interanual, no logra remontar y las ventas de las principales cadenas de consumo masivo se desploman», explicó el analista Augusto Quiñones.
Y agregó: «Al mismo tiempo, la política monetaria contractiva que lleva a cabo el BCRA genera una fuerte restricción al financiamiento de las empresas, lo que explica los grandes aumentos en la morosidad. En este panorama, no parecen quedar muchos canales de financiamiento para que las empresas puedan satisfacer su demanda de liquidez».
A pesar de esto, la suba de la tasa de interés «aún no logra contener a los precios y la inflación continuó su aceleración en los últimos meses producto de la volatilidad en el mercado cambiario». «Esto deja con pocas herramientas al BCRA, producto de un ajustado acuerdo con el FMI que restringió significativamente el poder de fuego de la entidad monetaria», subrayó.

Clientes privados.
La morosidad de los clientes privados se duplicó en el sistema financiero no bancario según los datos conocidos a enero último, de acuerdo con un informe privado. Subió del 1,8% al 3,3%, de acuerdo con el relevamiento realizado por la consultora PwC. El mayor impacto lo provocaron el aumento de las tasas de interés, la caída en el nivel de la actividad y en el empleo y la pérdida del poder adquisitivo, en los últimos meses.
La consultora verificó un incremento en la morosidad por préstamos personales y de tarjetas de crédito, en las familias y líneas de crédito otorgadas a empresas, en una tendencia que se profundizó a partir de septiembre último. En lo que respecta al sistema financiero, registró a enero de 2019 una cartera irregular de 3,3% frente al 1,8% del año previo. El reporte indicó que si bien la cartera que presenta mayor morosidad es la del consumo familiar, en el último trimestre del 2018 se observó un empeoramiento en el segmento empresas. (NA)