Despidieron a víctimas de explosión

LOS DOCENTES REALIZARON UNA JORNADA DE DUELO

Docentes, familiares, vecinos, estudiantes y ex alumnos expresaron ayer su dolor y bronca al despedir los restos de Sandra Calamano y Rubén Rodríguez, las víctimas de la explosión ocurrida en la Escuela 49 del partido bonaerense de Moreno, debido a un escape de gas.
En tanto, la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, aseguró que se mantiene “en silencio” para “evitar la utilización política”, aunque indicó que va a “aclarar todo lo que sea necesario”.
Los velatorios de la vicedirectora y el portero de la escuela situada en Davaine y Félix Roldán, en Moreno, se realizaron por separado en dos casas de sepelios de ese distrito. Cientos de personas pasaron entre la noche del jueves y viernes por la mañana por la casa velatoria donde despidieron los restos de Calamano.
“Se murió por los chicos. Fue a la escuela porque no quería que los pibes se quedaran sin comer, les estaba por preparar el desayuno”, afirmó Débora, una maestra compañera de la vicedirectora fallecida.
“Sandra vivía para el colegio. Nuestra escuela es una familia. Pasamos ocho horas acá. No es justo que digan que tenemos de prisioneros a los chicos, que nos hagan trabajar en estas condiciones. No tenemos materiales, no hay nada. Hasta para comprar el pan ponemos plata. No tenemos tizas, no tenemos nada”, se lamentó Marcela, una docente de la escuela.
Por su parte, el director del establecimiento educativo dijo que el día anterior a que él dejara de asistir a la escuela -en abril de este año- estaban sin comedor por una pérdida de gas en la cocina y dando clases sólo media jornada.
“Se hacían notas día por medio denunciando la situación. Tardaban una semana hasta que venían a revisar. Es una vergüenza. Ninguna escuela de la Provincia está en condiciones de dar clases. Tengo 30 años de antigüedad en el sistema. A mí no me la van a venir a contar”, manifestó.

Vidal.
El viernes, y en medio de una jornada de paro y protestas docentes tanto en la Provincia como en la Ciudad de Buenos Aires, la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, se refirió a la explosión y aseguró que se mantiene “en silencio” para “evitar la utilización política”, aunque indicó que va a “aclarar todo lo que sea necesario”.
“Para todos los bonaerenses, y también para mí, estos son días de duelo por el fallecimiento de Sandra y Rubén en la Escuela 49 de Moreno”, publicó la mandataria provincial en su perfil de la red social Facebook.
Y continuó: “Por respeto al duelo de las familias de las víctimas, y para evitar la utilización política que veo en ciertos sectores sobre esta tragedia, me mantengo en silencio hoy, pero vamos a aclarar como siempre, todo lo que sea necesario”.
El trágico hecho ocurrió el jueves alrededor de las 8.00 en la Escuela 49, pocos minutos antes del horario de ingreso a clase, por lo que pudo haber sido una tragedia aún mucho mayor.
Según las primeras pericias que se realizaron en el lugar, habría sido por la acumulación de gas en la sala de profesores de unos 18 metros cuadrados que se habría producido la explosión al encender una hornalla de un anafe que había en el lugar.

Paro.
En tanto, docentes de la Provincia y de la Ciudad de Buenos Aires llevaban a cabo una “Jornada de duelo y exigencia” tras la muerte de dos personas en la explosión de gas de la escuela pública.
Además, los docentes realizaron marchas en distintos puntos de la ciudad de Buenos Aires y el conurbano para reclamar justicia por las víctimas del hecho.
Las movilizaciones se realizaron en la estación Avellaneda, en Moreno y frente a la casa de la Provincia de Buenos Aires, ubicada en Callao al 200, de esta capital.
A horas del trágico hecho, el titular del Sindicato Único de Trabajadores de la Educación de la Provincia de Buenos Aires (Suteba), Roberto Baradel dijo: “Vamos a exigir la emergencia edilicia y que arreglen la escuelas”.
Lo hizo en la puerta del establecimiento siniestrado, donde también dirigentes de ATE bonaerense, el gremio de los estatales, manifestaron su acompañamiento a través de un quite de colaboración.
Los docentes bonaerenses nucleados en Suteba habían realizado un paro de 48 el lunes y martes, en medio de un reclamo salarial. Suteba integra el Frente de Unidad Docente, un espacio que comparte con FEB, AMED, Sadop Y Udocba, sindicatos que también participaron del paro. (NA)