Detuvieron a femicida en la localidad de Loma Hermosa

EN LAS PROXIMAS HORAS SERA INDAGADO POR LA JUSTICIA

El marido de la mujer que fue asesinada y arrojada al lado de un volquete en Loma Hermosa fue detenido ayer acusado del femicidio, luego de quedar filmado por una cámara de seguridad cuando abandonaba el cadáver, informaron fuentes policiales.
Juan Carlos Garcilazo (53) fue apresado alrededor de las 9.15 por el Comando de Patrullas local en una una vivienda ubicada en Cuba al 9500, luego del llamado del propietario de la casa, quien les avisó a los efectivos que el sospechoso de arrojar ayer el cuerpo de la mujer junto al volquete se encontraba escondido allí.
Garcilazo fue encontrado con su mano izquierda ensangrentada debido a un corte que se había realizado poco antes a la altura de la muñeca, presuntamente con intenciones de suicidarse ante la llegada de la Policía.
El imputado fue detenido de inmediato y trasladado a la seccional 11 de Tres de Febrero, aunque luego fue llevado a un hospital zonal para atender su herida, a la espera de ser indagado por el delito de “homicidio calificado”.
El hombre se encontraba prófugo luego de haber sido identificado a través de una cámara de seguridad como el encargado de haber dejado el cadáver de su esposa, Andrea Gabriela López (44), al lado de un volquete.
El hallazgo del cuerpo se produjo cerca de las 7.30 del viernes. El episodio fue descubierto cuando un vecino observó el cadáver al lado de un volquete, frente a una ferretería, y alertó al teléfono de emergencias policiales 911, por lo que un patrullero concurrió al lugar y los efectivos determinaron el fallecimiento de la mujer.
Según los voceros, la mujer vestía calzas negras, una remera negra con vivos lilas, un chaleco color gris deportivo y zapatillas deportivas color lila y naranja, y presentaba marcas en el cuello producto de un supuesto ahorcamiento. La autopsia realizada por los forenses en el cuerpo de la víctima estableció que murió asfixiada.

Algunos testimonios.
En el lugar trabajaron los peritos de la Policía, que levantaron y obtuvieron las imágenes de cámaras de seguridad municipales y de los comercios cercanos con el fin de identificar el momento en que arrojaron a la víctima.
Así, los investigadores lograron determinar la identidad de la mujer asesinada y, luego, se entrevistaron con familiares y vecinos, que relataron que López se hallaba en pareja desde hacía 20 años con el hombre que fue detenido ayer.
Los policías concurrieron a la casa que compartían López y Garcilazo y no lo hallaron, por lo que tomaron contacto con vecinos que contaron que la noche del jueves habían escuchado una fuerte discusión de la pareja.
El dueño de la ferretería frente a la cual fue arrojado el cadáver aportó las imágenes de las cámaras de seguridad que terminaron siendo clave, ya que allí se observa el momento en el que un hombre deja abandonado el cuerpo y se establece que se trataba de Garcilazo, de profesión albañil.
Un herrero que vive enfrente de la casa de la víctima, relató al canal de noticias C5N que ayer por la mañana había visto al imputado, con quien trabajaba ocasionalmente, ya que había pasado por su casa “a buscar unas planchuelas que precisaba para una grampa”.
“Juan, ¿Viste lo que pasó enfrente de tu casa? Hay una mujer muerta”, contó el herrero que le preguntó al imputado, quien le contestó en tono incrédulo: “No me jodas”.
El herrero señaló que ante su insistencia Garcilazo le contestó: “No vi nada, ni los chicos me dijeron nada, yo duermo en la pieza del fondo y no escuché nada”.
“Cuando lo veo casi me muero, no lo puedo creer todavía, tiemblo cada vez que lo veo”, aseguró el herrero sobre el video en el que Garcilazo deja el cadáver. Y, afirmó estar seguro de que se trataba del marido de la víctima ya que “tenía una característica, se ponía la gorra al revés”, como mostró la filmación. (Télam)