Dictaminaron perpetua para Luciano Sosto

El sommelier Luciano Sosto, fue condenado ayer en fallo unánime a prisión perpetua por el asesinato de su madre Estela Garcilazo, en 2013 en un departamento de Palermo.
Sosto (37) lloró tras escuchar la sentencia del Tribunal Oral en lo Criminal 8 porteño, que fue leída en el sexto piso del Palacio de Tribunales, tras lo cual fue retirado de la sala por una comitiva de tres agentes del Servicio Penitenciario Federal y dos efectivos de la Policía Federal.
Los jueces Alejandro Sañudo, Ricardo Basílico y Fernando Larrain, condenaron a Sosto como autor del “homicidio agravado por el vínculo” de su madre Estela Garcilazo (69) y lo absolvieron por el otro delito por el que había llegado a juicio, “abuso sexual agravado”.
Es que estudios complementarios a la autopsia determinaron que en la vagina de Garcilazo había “fosfatasa ácida prostática”, una proteína del semen, pero las muestras no alcanzaron para obtener un perfil de ADN de su aportante.
En la audiencia , los jueces sólo anunciaron la parte resolutiva del fallo y los fundamentos se darán a conocer el 29 o 30 de diciembre.
En sus últimas palabras, Sosto les rogó a los jueces que no se equivoquen y que busquen al verdadero asesino. “Quiero insistir que no maté, ni robé, ni violé a mi mamá. Les ruego que no se equivoquen y que no terminen de destruirme. Busquemos al violador y asesino de mi mamá. Sólo así ella podrá descansar en paz”, dijo el sommelier con una voz quebrada aunque bastante sobreactuada.
Al ser condenado a perpetua, Sosto deberá pasar en prisión 35 años y recién podrá pedir su libertad condicional en el año 2048, cuando tenga 70 años, misma edad en la que podrá solicitar prisión domiciliaria. (Télam)