El campo se prepara para un paro de largo aliento

Una multitud de productores agropecuarios realizó un tractorazo en Entre Ríos para protestar contra la política de retenciones y expresó su deseo de "federalizar" el reclamo involucrando a gobernadores, intendentes y legisladores. Los chacareros pidieron un "gesto de grandeza" a la presidenta Cristina Fernández, para hallar una salida al conflicto.
Los dirigentes también dieron señales de prepararse para extender el paro más allá del jueves, fecha programada para evaluar la marcha de la protesta si el gobierno no convoca a discutir "un modelo de país distinto".
La principal movilización se concentró en la costanera de Gualeguaychú, donde tras recorrer con tractores las calles de la ciudad los chacareros reclamaron un "gesto de grandeza" a la presidenta y anunciaron que si no hay cambios, lanzarán una gran "movilización nacional". El titular de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi, reclamó la intervención de gobernadores, intendentes y legisladores en el conflicto, y se mostró dispuesto a seguir discutiendo si el gobierno convoca, aunque deberá ser "en estas condiciones, en el marco del paro".

En todos lados.
El cuarto día de protesta del campo se hizo sentir con fuerza en ciudades de Santa Fe, Córdoba, Mendoza y el interior bonaerense, con tractorazos, movilizaciones y cabildos abiertos. En la ciudad de Armstrong, 90 kilómetros al oeste de Rosario, más de 2.500 chacareros con camionetas, unos 100 tractores y cosechadotas marcharon por la ruta nacional 9. Recorrieron unos seis kilómetros hasta la municipalidad, en una caravana de la que participaron el intendente Fernando Fischer, y su par de Las Rosas, Carlos Poncio.
En Casilda la protesta se desarrolló sobre la ruta nacional 33, y desde allí los productores se trasladaron hasta la sede municipal, donde fueron recibidos por el intendente Juan Carlos
Bacalini. También hubo tractorazos en Chabás, Maciel, en cercanías de Rufino y en la histórica localidad de Alcorta.
En todos los casos las rutas fueron cortadas por unas horas y luego volvieron a la modalidad de los piquetes que permiten pasar vehículos, a excepción de los camiones que transportan granos y hacienda.

Movilizaciones.
Además hubo movilizaciones en Firmat, Casilda, Chañar Ladeado, San José, San Genaro y Venado Tuerto. Para hoy, en el cruce de las rutas provinciales 90 y 18, cerca de Santa Teresa, a 40 kilómetros de Rosario, está prevista una gran "mateada" con la presencia del presidente de FAA, Eduardo Buzzi.
En Córdoba, productores del interior llevaron a cabo un tractorazo en San Francisco, 206 kilómetros al este de esa capital. Un grupo de productores se congregó en el cruce de las rutas nacionales 19 y 158 y luego se trasladó en tractores, camionetas y camiones hacia el centro, con banderas argentinas. Al mediodía llegaron a la Municipalidad, donde los trabajadores entregaron un petitorio al intendente Martín Llaryora, en el que solicitan que junto al gobernador Juan Schiaretti reclame al gobierno que "vuelva atrás" con las medidas. Otro grupo, de Leones y Marcos Juárez, se concentró en asamblea en la ruta 158, entre General Cabrera y General Deheza.
En Buenos Aires, el reclamo rural tuvo eco en San Pedro, Bahía Blanca, Necochea, La Dulce, Azul, Olavarría, Tres Arroyos, Coronel Dorrego, 25 de Mayo, Navarro, Suipacha, Luján, Coronel Pringles, 9 de Julio y Lobos.
Hasta los productores del departamento mendocino de Tunuyán se movilizaron ayer en caravana, tras concentrarse en la ruta 40. Desde allí marcharon hacia el centro departamental, unos 80 kilómetros al sur de la capital mendocina. (DyN-NA)