“Empezará por la calle”

UNIDAD DE LA CTA

El jefe de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, consideró ayer que la unidad de esa agremiación
“va a empezar por la calle” porque aún hay “escollos” políticos como la “falsa contradicción de kirchnerismo versus macrismo”, a la vez que el titular del sector más cercano al gobierno anterior, Hugo Yasky, resaltó que “hay que pelear juntos”.
Mientras desde la CGT moyanista, la Azul y Blanca de Luis Barrionuevo y la de Antonio Caló sus dirigentes admiten intenciones reunificatorias, el caso de las dos CTA las diferencias
persisten aunque, según Micheli, en los últimos meses “estamos teniendo cruces informales”.
“Antes los cruces eran sacarnos chispas de mala manera, ahora los cruces son amables y son en busca de recuperar una relación que se perdió en estos años”, remarcó el sindicalista que incluso compartió medidas de fuerza con las CGT opositoras al gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.
En ese marco, Micheli sostuvo que “para nosotros hay una falsa contradicción instalada que es la de kirchnerismo versus macrismo o viceversa”.
“La verdad es que nosotros no queremos entrar en esa cuestión y por ahora yo la veo a la otra central, a Hugo Yasky parado jugando en ese espacio, más preocupado por lo que diga (Martín) Sabbatella, por lo que diga (Eduardo) Wado De Pedro. Nosotros estamos más preocupados por lo que sienten y piensan los trabajadores que están repudiando toda esta cantidad de cosas que les están pasando”, advirtió.
Además, en diálogo con radio Rock & Pop sostuvo que “hay que pararse desde ese lugar, de construir una alternativa de verdad”. Eso, aclaró, “no quiere decir que quienes son kirchneristas y tienen pensamiento nacional y popular puedan ser parte del espacio”.

Yasky.
Por su parte, Yasky afirmó ayer que “hay que pelear juntos” con el sector que lidera Micheli, aunque advirtió que la unidad “es más compleja y lleva tiempos” que hoy no tienen.
“Hay que unirse para pelear juntos. En La Plata estuvimos con el principal sindicato de la CTA de Micheli, que es ATE, y estuvimos juntos, y logramos que se revisen los despidos. Eso es lo que hay que hacer, pelear juntos para defender el empleo, para defender la paritaria libre, contra la criminalización social”, expresó.
De todas maneras, en declaraciones a radio Rock & Pop, el sindicalista puso paños fríos a una posible unificación de la CTA, que se quebró en los comicios de 2010, y cuya división fue formalizada por el ministerio de Trabajo en 2014.
“El tema de la unidad es más complejo y llevaría tiempos que hoy no tenemos. Pero hace un mes que estamos juntos en prácticamente todas las situaciones que se dieron”, sostuvo Yasky. (DyN)