Inicio El Pais "Empezó a bajar la inflación"

«Empezó a bajar la inflación»

MACRI OPTIMISTA CON EL RUMBO DE LA ECONOMIA

El presidente Mauricio Macri aseguró ayer que la inflación está bajando «lentamente» e indicó que, «a pesar de los golpes» que sufrió la economía, el Gobierno está «mejor posicionado» que en el 2015 para encarar el año electoral en busca de su reelección.
«Ya está empezando a bajar la inflación, lentamente va a mejorar la actividad económica y esperamos que eso nos lleve a tener un crecimiento cada vez más sólido», sostuvo el mandatario.
En diálogo con FM Pasión 96.5 de la localidad de Buena Esperanza, situada al sur de la provincia de San Luis, el jefe de Estado añadió: «En lo económico, a pesar de los golpes, estamos mejor parados que en el 2015».
El líder del PRO se refirió a la crisis que enfrentó el país el año pasado y graficó que la población ha «chocado contra una realidad, que es que la Argentina venía hace muchos años viviendo por arriba de sus posibilidades, con gobiernos que gastaban más de lo que tenían».
Asimismo, Macri recordó que al momento de su asunción como Presidente había «provincias de rodillas, sin capacidad de maniobra, aplastadas por un Gobierno central», de las cuales 19 afrontaban «severos problemas financieros».
«Todas estas cosas en las que hemos podido avanzar, también en lo económico y a pesar de los golpes, hacen que hoy estemos mejor parados hacia el futuro que en 2015», insistió.

Enojo social.
Al ser consultado sobre el clima social, el Presidente manifestó: «Los entiendo, hay gente enojada, mucha gente angustiada porque les cuesta más llegar a fin de mes. De golpe el mundo nos dejó de dar crédito, tuvimos esta devaluación grande acompañada de un aumento de la inflación».
Seguidamente, consideró que la crisis vivida «ha pegado», pero aseguró que el país ha «crecido a la luz de estas dificultades» por haber entendido «que no se puede vivir de lo prestado y gastar más de lo que tiene».
Al respecto, Macri aseguró que «también en la política hay que gastar menos», tras enfatizar que «los intendentes y gobernadores deben gastar menos de lo que se puede».
El jefe de Estado puso como ejemplo a países como Perú, Chile, Bolivia, Uruguay y Paraguay que «viven con presupuestos realistas, acotados, sin despilfarrar, sin robar».
Y añadió: «Cuando uno gasta mucho más de lo que tiene, eso facilita el desorden y hay más posibilidades de corrupción, como estamos viendo con todas las denuncias que se están estudiando del Gobierno anterior».
Haciendo alusión a la ex presidenta Cristina Fernández, señaló que «hoy no hay más cadenas nacionales que invaden la vida de los argentinos, sino un Presidente de un Gobierno que da conferencias de prensa constantemente y da la cara».
Por otra parte, destacó que el Instituto de Estadísticas y Censos (Indec) «dice la verdad, aunque los números sean malos».
Sobre la situación de San Luis en medio del enfrentamiento del gobernador Alberto Rodríguez Saá y su hermano Adolfo por un nuevo mandato, el líder del PRO dio su apoyo a la candidatura de Claudio Poggi. (NA)

Elecciones en Venezuela
Macri también se reunió con su par de Uruguay, Tabaré Vázquez, con quien acordó un llamado a «encontrar una solución democrática con elecciones libres, creíbles y con controles internacionales confiables» en Venezuela.
Ambos mandatarios mantuvieron un encuentro a «agenda abierta» en el Parque Nacional Aarón de Anchorena donde funciona una residencia presidencial, ubicado en la ciudad uruguaya de Colonia, con el caso de la crisis venezolana como tema central.
En un comunicado conjunto, los gobiernos argentino y uruguayo informaron que los presidentes hicieron un «análisis de la situación política y social en la República Bolivariana de Venezuela».
«Ambos países llaman a encontrar una solución democrática con elecciones libres, creíbles y con controles internacionales confiables», se indicó.
Macri y Vázquez no mantienen exactamente la misma postura sobre el caso Venezuela, y la principal diferencia es que el argentino reconoció a Juan Guaidó como presidente interino y el uruguayo no.
No obstante, tras el encuentro buscaron expresar los puntos de contacto entre ambos sobre la situación del país caribeño, ya que los dos están a favor de que se convoque a nuevas elecciones.