En Plaza de Mayo

La titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, advirtió ayer que “vamos a tener que llenar muchas plazas para la reivindicación” de los desaparecidos, y dijo que “todos querían que tuviéramos una patria como la que nos dieron Néstor y Cristina” Kirchner.
“Nuestra patria le debe a los desaparecidos la reivindicación. Vamos a tener muchas plazas para revindicarlos, porque hay que tapar tanta mierda. Nuestros hijos fueron revolucionarios,
revolucionarios completos”, enfatizó Bonafini.
Al encabezar la ronda de los jueves número 2.000 en la Plaza de Mayo, resaltó que el kirchnerismo “nos dio 12 años de gran felicidad”, y sostuvo que “esta patria le debe a los desaparecidos una reivindicación”.
“No importa a qué grupo revolucionario pertenecían. Si estaban en la lucha armada o no, si trabajaban con un cura o no, si eran periodistas o curas del tercer mundo. Todos querían que tuviéramos una patria como la que nos dieron Néstor y Cristina (Kirchner)”, manifestó la titular de Madres de Plaza de Mayo.
En ese marco, habló de un “maravilloso proyecto” de país por el que “tantos pibes que se jugaron la camiseta, para que hoy podamos estar acá en libertad. Pibes que se jugaron la vida por la patria, por el otro”.
“No es fácil ver esta plaza con gente alegre, gente que vino a conmemorar, a acompañar, a decirnos que está dispuesta a seguir el camino de nuestros hijos”, sostuvo Bonafini.

“Luchar todos los días”.
En tanto, dijo tener “en claro” que “los pueblos podemos muchas cosas más que las que creemos”, y llamó a “luchar todos los días y todas las horas”.
“No es que las Madres somos más valientes que los demás, es que tuvimos unos hijos con unas pelotas tremendas y ellos nos guían”, expresó Bonafini, tras aclarar que “cada jueves a las tres y media” tienen “una cita de honor” con sus hijos.
Centenares de militantes y seguidores de agrupaciones kirchneristas y de derechos humanos estuvieron concentrados en Plaza de Mayo para celebrar las 2 mil rondas de las Madres.

Visita de CFK.
En tanto, la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner visitó ayer al mediodía a la titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, quien le propuso brindar para que el presidente Mauricio Macri “nos tenga miedo”, al tiempo que solicitó “no pedirle más” a la ex jefa de
Estado y “dejarla” que “esté con los nietos y la familia”.
La visita de la ex mandataria tuvo lugar en la antesala de la ronda número 2000 que se realizaba en la Pirámide de la Plaza de Mayo, donde cada jueves desde 1977 las integrantes de la asociación reclaman por sus hijos secuestrados y desaparecidos durante la última dictadura militar.
La ex mandataria llegó a las 12.30 a la sede de Madres de Plaza de Mayo en la zona de Congreso y se retiró pasadas las 14.30, acompañada por el ex titular de la AFI, Oscar Parrilli, entre otros ex funcionarios.

De Giorgi.
En ese contexto, el juez Marcelo Martínez de Giorgi admitió que fue “doloroso” convertirse en el primer juez en pedir la detención a una Madre de Plaza de Mayo, tras la orden que emitió contra Hebe de Bonafini, pero remarcó que hizo “lo que tenía que hacer”. (DyN)

Fuerte repudio de Madres y Abuelas
Las asociaciones de Abuelas de Plaza de Mayo y de Madres Línea Fundadora cuestionaron ayer con dureza las declaraciones del presidente Mauricio Macri, quien sostuvo que no tiene idea “si fueron 9 mil o 30 mil los desaparecidos”, y advirtieron que el mandatario “quiere borrar la historia”.
La titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, expresó que las declaraciones que hizo ayer Macri fueron “muy dolorosas” y cuestionó que el jefe de Estado hable de “guerra sucia” cuando lo que hubo en la Argentina fue “terrorismo de Estado”.
“Este modo de expresarse del Presidente es alarmante. Hay un hostigamiento a los organismos de derechos humanos con las expresiones que hizo Macri y muchas autoridades que lo rodean. Acá hay un desprecio total por los derechos humanos”, cuestionó la referente de Madres Línea Fundadora, Nora Cortiñas.
Luego de que ayer en una entrevista con el sitio estadounidense BuzzFeed, Macri llamara “guerra sucia” a la última dictadura y afirmara que “no” tiene “idea si fueron 9 mil 30 mil” los
desaparecidos porque “es una discusión que no tiene sentido”, Carlotto reprochó que el mandatario “se ocupa de cambiar la historia a su gusto y a su manera”, por lo que concluyó que “quiere borrar la historia”.
“Él tiene la obligación de saber que son 30 mil las personas estimadas desaparecidas, que además no solo lo dicen los estudios hechos en todos estos años, sino que todos los días se agrega una nueva denuncia”, sentenció la Abuela de Plaza de Mayo en declaraciones a Radio Con Vos.

Cortiñas.
Para Cortiñas, “a medida que pasan los meses, en este gobierno se están acostumbrando a desfigurar la historia como si no hubiera pasado nada” durante la última dictadura, a la vez que remarcó que “es doloroso” el “desprecio” con el que Macri se refiere al número de desaparecidos.
En conversación con radio FM Delta, la dirigente de Madres Línea Fundadora expresó que le da “vergüenza” tener “un Presidente que se exprese así porque lamentablemente es lo que piensa”, pero indicó que Macri “tiene esta ideología reaccionaria que no es la de toda la derecha”.
“Este señor está involucionando, este señor va para atrás”, indicó Carlotto, quien, al igual que Cortiñas, remarcó que “Macri no va a poder cambiar la historia”. (DyN)