“Es una persecución”

EL FPV JUSTIFICO SU DECISION

El bloque de diputados nacionales del Frente para la Victoria-PJ aclaró ayer que “si el oficialismo y sus aliados no hubieran alcanzado los dos tercios de los votos -para avanzar con desafuero-, el bloque hubiese dado la discusión en el recinto”, al salir al cruce de las “insólitas versiones que afirman” que ese espacio “dejó solo” a Julio De Vido.
“Nuestra decisión se basó en no convalidar lo que entendemos es una persecución a los opositores. Por ello denunciamos en conferencia de prensa al grupo de jueces y fiscales que, siguiendo las instrucciones que les da el Ejecutivo, actúa de manera sesgada y persecutoria contra nuestros compañeros”, señalaron desde el bloque kirchenrista a través de un comunicado de prensa.
Para los diputados del FpV-PJ, “esta persecución se registra también contra Milagro Sala, presa política en Argentina pese a los pronunciamientos de la ONU y la OEA, y en la cruenta obsesión por destituir a la procuradora general de la Nación, Alejandra Gils Carbó”.
“Denunciamos también que no se produce avance alguno en las investigaciones de causas como los Panamá Papers, las escuchas ilegales a opositores, el Correo Argentino, el soterramiento del Sarmiento, el blanqueo de familiares del presidente Macri y de los contratistas que son el germen de la corrupción”, expresaron.
Los legisladores del bloque presidido por Héctor Recalde advirtieron también que “desde hace dos años el oficialismo se niega a constituir la bicameral que debe investigar las complicidades civiles y económicas con la dictadura, y hace un año se resiste a tratar nuestro proyecto para crear una comisión bicameral que audite toda la obra pública de 2003 a la fecha”. (Télam)