Iveco suspende a 500 operarios durante julio

La fábrica de camiones Iveco anunció ayer que suspenderá hasta el 18 de julio próximo, a 500 operarios de cumplen tareas en la planta que posee en la localidad cordobesa de Ferreyra, en el marco de una medida adoptada para la “adecuación coyuntural de stock” ante la fuerte caída de las demanda.
“Estamos en una etapa de adecuación coyuntural de stock en Iveco, por eso efectivamente hay una suspensión en curso hasta el día 18 de julio”, afirmaron fuentes de la empresa.
El problema de stock responde fundamentalmente a la caída de la demanda del mercado brasileño de los camiones que se producen en Córdoba, situación similar a la que atraviesa la mayoría de las terminales automotrices radicadas en la Argentina.
Iveco, que en el país suma un total de 10 concesionarios y 46 puntos de venta y servicio, integra el Grupo CNH Industrial junto a case, New Holland y FPT Industrial, entre otras subsidiarias del Grupo Fiat, y cuyo centro industrial además de camiones fabricados tractores, cosechadoras, colectivos y motores.
Al respecto, las fuentes de la empresa aseguraron que “esta medida aplica sólo a la planta de Iveco. En lo que respecta al resto de las marcas del Grupo CNH Industrial, tanto la planta de maquinaria agrícola y de construcción Case y New Holland, como la planta de motores FPT Industrial, operan normalmente”.
La planta de Iveco ya había frenado sus actividades hace diez días a partir de un conflicto ajeno a su dominio, ya que debió afrontar la interrupción de entregas de chasis de la autopartista Montich, la cual enfrentaba un concurso preventivo de crisis.
En este marco, Smata manifestó su preocupación por la actualidad de los trabajadores de la industria automotriz, más allá de los anuncios de inversión . (Télam)

Compartir