La familia de un niño con Tourette podrá cultivar cannabis medicinal

Joaquín, tiene siete años y es de San Antonio Oeste, Río Negro. Sufre síndrome de Tourette y a partir de ahora podrá acceder al aceite de cannabis elaborado con las plantas que su madre y sus abuelos, ya que están habilitados a cultivar con ese fin específico. Así lo resolvió la jueza Mirta Filipuzzi en una sentencia ayer miércoles.

La magistrada hizo lugar al amparo interpuesto por la mamá del niño, Macarena Navarro, y autorizó a María Eugenia Sar y a Gabriel Navarro, sus abuelos, a cultivar plantas de cannabis en la cantidad necesaria con exclusivo destino medicinal.

Filipuzzi ordenó comunicar lo dispuesto al Estado Nacional a través del Ministerio de Salud de la Nación, y a las fuerzas de seguridad nacionales y provinciales (Prefectura Naval Argentina, Gendarmería Nacional, Policía Federal Argentina y Jefatura de la Policía de la Provincia de Río Negro) que eventualmente puedan tener, en razón de su competencia, intervención en la materia.

De esta manera, el pequeño podrá contar con las distintas cepas de cannabis que necesita para su tratamiento. Según Diario Río Negro, desde que comenzó a consumir el aceite mejoró sustancialmente su calidad de vida y sus posibilidades de relacionarse con su entorno.