La inflación cerca del 4%

CONTINUA LA SUBA DE PRECIOS

El Indec difundirá hoy los datos de la inflación de junio, que podría ubicarse cerca del 4% a raíz del impacto de la devaluación en el precio de los alimentos, más aumentos en las naftas y el transporte.
Por la tarde, el organismo tiene previsto dar a conocer el Indice de Precios al Consumidor (IPC) de cobertura nacional, el Indice del Costo de la Construcción y el Sistema de Indices de Precios Mayoristas (SIPM), todos correspondientes al mes pasado.
Según las últimas estadísticas oficiales, la inflación de mayo de este año fue del 2,1% y acumuló 11,9% en los primeros cinco meses del año. La inflación núcleo, que excluye de la medición los precios regulados y los estacionales, fue en mayo del 2,7%, el valor más alto en lo que va de 2018.
En los últimos días, varias consultoras privadas difundieron sus pronósticos de inflación: por caso, Eco Go estimó que la suba, en junio, se ubicará entre el 3,5% y el 4%; por su parte, LCG proyectó un piso de 3,2%.
Para el Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET) la inflación de junio se ubicará en el 3,5%, motorizada por la corrida cambiaria, las subas en los precios de las naftas y en la cuotas de la medicina prepaga.
De acuerdo con el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) difundido recientemente por el Banco Central, las proyecciones de los analistas indican una inflación para junio de 3,3%.
Según ese informe, la tasa de inflación se reduciría a 2,5% en julio, 2,1% en agosto y 1,8% en promedio en el último cuatrimestre del año.
El último REM reflejó una expectativa de inflación del 30% para 2018, 20,2% para 2019 y 15% para 2020. En todos los casos, la inflación de junio sería la más alta de 2018, ya que reflejará el impacto de la devaluación y de las subas en los precios de combustibles y transporte.

Los precios.
En tanto, el Indec difundirá tres indicadores de precios que definirán el panorama de la evolución en los próximos meses en el segmento minorista, mayorista y el costo de la construcción, tras el impacto de la corrida cambiaria.
El organismo difundirá el Indice de Precios al Consumidor (IPC) y el Sistema de Índices de Precios Mayoristas (SIPM), ambos correspondientes a junio último, con lo que se completará el primer semestre.
También se conocerá el Índice del Costo de la Construcción (ICC) de junio y la cuenta de generación del ingreso e insumo de mano de obra del primer trimestre, que marca la evolución del empleo en ese período.
Se espera, según el pronóstico de consultoras privadas, que el alza de los precios minoristas de junio se ubique entre 3,5% y 4%, la tercera marca más alta desde que asumió el gobierno.
Si se confirman las cifras, llevaría el acumulado en el primer semestre de los precios minoristas al 15% y alcanzaría la inflación que el gobierno había proyectado en enero pasado para todo este año.
Si se mantiene la actual evolución del Índice de Precios internos al por mayor (IPIM), el de Internos Básicos al por mayor (IPIB) y el de precios Básicos del Productor (IPP), entre el 7 y 8% la inflación acumulada en esos tres indicadores habrá superado el 30% en el primer semestre.
En estos tres indicadores impactan tanto los costos de los precios internos, que vienen sufriendo el impacto de la devaluación, como el de los precios de los artículos importados, que después se trasladan a la cadena de comercialización. Estos indicadores impactan sobre el IPC, con lo cual hacia el resto del año podría trasladar a la inflación más de 20 puntos porcentuales con lo que se superaría el techo del 30% que esperan las consultoras. (NA)