La Marcha Federal pidió a Macri un cambio de rumbo

MAS DE 200.000 PERSONAS SE MOVILIZARON DESDE TODO EL PAIS HACIA PLAZA DE MAYO

La multitudinaria marcha federal realizada por diferentes centrales obreras, organizaciones sociales y políticas concluyó ayer en un acto en Plaza de Mayo, en donde los principales gremialistas Hugo Yasky (CTA de los Trabajadores) y Pablo Micheli (CTA Autónoma) coincidieron en manifestar una advertencia al gobierno de Mauricio Macri sobre la realización de un paro general si no hay respuestas a los reclamos de “frenar los despidos, el tarifazo y el ajuste”.
Con una asistencia que colmó la Plaza de Mayo y las zonas aledañas (hubo más de 200 mil personas), la marcha federal, que se inició en diferentes puntos del país el pasado miércoles, impulsada por las dos CTA junto con organizaciones sociales y políticas, mostró a un sindicalismo que tiende a unirse en la protesta.
La movilización contó con el apoyo y participación de la Corriente Federal de los Trabajadores y algunos de la CGT, entre ellos Camioneros, Bancarios, la Uocra capital y los trabajadores ladrilleros.

Cuenta regresiva.
Desde un escenario que reunió a diversos referentes como el secretario general de Camioneros, Pablo Moyano, y la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, Yasky cerró el acto con una frase contundente que marcó el espíritu de la movilización contra el Gobierno: “Hoy empezó la cuenta regresiva para realizar el paro nacional para decir hasta acá llegó el ajuste”.
Además, durante su discurso, el titular de la CTA de los Trabajadores manifestó que “todas las centrales obreras vamos a movilizar el día que se debata la audiencia pública sobre las tarifas del gas” y remató: “Vamos a dar batalla para que no haya ni un despido más”.
Sin dudarlo, el líder de la CTA y orador de cierre advirtió que “si no hay respuestas, si el Gobierno no escucha y da respuestas a los reclamos de los trabajadores, va a aumentar la conflictividad social y va a haber muchas congestiones de tránsito”, en referencia a una crítica a los medios de comunicación de como presentan la noticia de la marcha en contra del rumbo económico de la gestión de Macri.

Micheli.
En la misma sintonía, Micheli aseguró que “más temprano que tarde va a haber un paro nacional”, y remarcó que “o cambia la política económica o va a haber lucha con paro y movilizaciones en todo el país”.
Asimismo, el gremialista hizo referencia a declaraciones del ministro de Trabajo, Jorge Triaca, que señaló ayer que la marcha tenía “tintes políticas e ideológicas”, y destacó: “Sí, señor Ministro, los trabajadores tenemos ideología, no somos un recurso humano como usted cree, no queremos ajuste, nuestra ideología es la lucha”.

Pablo Moyano.
En declaraciones a la prensa previo al acto, Pablo Moyano, acompañado por Facundo Moyano (empleados de peajes) y Víctor Santa Maria (Suterh), aseveró que “se va a consensuar un paro general” y pronosticó que hacia fin de año “se van a ir acrecentando las protestas callejeras”.
Otro de los puntos centrales para la construcción de futuras medidas de fuerza gremiales, según resaltaron los dirigentes, fue la “unidad de acción con sus diferencias” de todas las centrales obreras junto con el resto de las organizaciones sociales y políticas que conforman el campo popular. (Télam)

El Gobierno admitió “dificultades”
El gobierno nacional salió a admitir ayer que hay “dificultades” en la economía del país ante la
multitudinaria “Marcha Federal contra el ajuste”, aunque a través del Ministerio de Trabajo, Jorge Triaca, relativizó la representatividad de la protesta al señalar que “tiene tintes políticos e ideológicos”.
Triaca fue el único funcionario que salió a hablar ayer de la protesta que concentró en Plaza de Mayo desde las 15 a distintos sectores gremiales, políticos y sociales, mientras la Casa Rosada permaneció vacía de funcionarios durante la manifestación.
El presidente Mauricio Macri se encuentra en China donde comenzó su actividad en el marco de su participación de la Cumbre del G-20 este fin de semana, mientras que la vicepresidenta en ejercicio de la Presidencia, Gabriela Michetti, se mostró ayer en Jujuy en un acto junto al ministro de Educación, Esteban Bullrich para lanzar un programa educativo y los ministros del Interior, Rogelio Frigerio y el jefe de Gabinete, Marcos Peña se retiraron de la Casa de Gobierno por la tarde.
Triaca habló por la mañana, durante una conferencia de prensa en el Ministerio de Trabajo tras recibir a los dirigentes que integran el triunvirato de la CGT unificada, mientras comenzaban a llegar frente de la Casa Rosada las columnas de distintos gremios y organizaciones sociales que marcharon desde distintos puntos del país, en una nueva edición de la Marcha Federal que se realizó contra la gestión de Carlos Menem en 1994.

“Tintes políticos”.
EL titular de la cartera laboral admitió las “dificultades” que padecen algunos sectores sociales, pero advirtió que la Marcha Federal contra el “ajuste” tiene que ver con manifestaciones de “tintes políticos e ideológicos”.
“En la Argentina se permite el disenso”, sostuvo Triaca y subrayó que manifestaciones populares como la de ayer reflejan que en la Argentina “hay libertad” para las distintas expresiones.
En tanto, mientras se desarrollaba el acto central de la protesta frente a la Casa Rosada con los discursos de los dirigentes convocantes, Michetti difundía mensajes en su cuenta oficial en
Twitter con fotografías y datos relacionados al acto que encabezó ayer en Jujuy junto al gobernador Gerardo morales y el ministro de Educación, Esteban Bullrich. (DyN)

Apyme presentó amparo
La Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (Apyme) presentó, en los Tribunales Federales de la ciudad de Córdoba, un amparo contra la aplicación de los nuevos cuadros tarifarios del gas.
La presentación pide que se declaren nulas las resoluciones del Ministerio de Energía y del Enargas que imponen el nuevo esquema tarifario del gas, y que las empresas distribuidoras de todo el país se abstengan de requerir o perseguir el cobro de cualquier suma de dinero que surja de las tarifas incrementadas.
Por otra parte, reclama que se declare la nulidad de la convocatoria a la audiencia pública para el 16 de este mes “por resultar un grave ataque al federalismo, al ser convocada en CABA y después como agregado, por otra resolución, (la conexión con) ocho ciudades para realizar teleconferencias”.
El amparo presentado por Apyme es el primero de incidencia colectiva presentado por el sector empresario, justificado en que el tarifazo afecta “intereses individuales homogéneos”. La ausencia de una presentación en este sentido es, justamente, a lo que aludió la Corte Suprema al declarar la nulidad de los aumentos pero sólo para los usuarios residenciales.
El recurso judicial de la entidad empresaria cuestiona todos los componentes de la tarifa (producto en boca de pozo o en el punto de ingreso al sistema, transporte y valor de distribución) y abarca a todo el territorio nacional.
En una conferencia de prensa realizada el jueves por la tarde en la sede cordobesa de Apyme, su titular, Eduardo Fernández, reclamó que “la Justifica Federal se pronuncie sobre la legalidad del proceso de aumentos tarifarios dispuesto por el gobierno nacional”.

Carlotto destacó la unidad
La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, manifestó ayer su deseo de que la Marcha Federal logre “concientizar a quienes deben ordenar el país para no tener tanta injusticia”. Más adelante aclaró que “nuestros hijos no querían ‘Casas Cunas'”, celebró la unidad demostrada por gremios, organizaciones sociales, políticas y culturales en una plaza “tan importante para nosotros” y exhortó a “no permitir que las personas se mueran de hambre y se queden sin trabajo”.
Tras señalar que los ejes de la movilización fueron los reclamos de “trabajo, dignidad y empleo”, Carlotto sostuvo que “ojalá tenga el resultado necesario”. “Pertenezco a un organismo con el cual el Estado tiene obligaciones para cumplir, para seguir encontrando verdad, memoria y justicia, y los nietos que faltan”, añadió.
En declaraciones a C5N, Carlotto pidió que la Marcha “se vea y se difunda en el mundo entero” como un llamado de atención. “Nosotros, como organismo (de derechos humanos), estamos adhiriendo, pero los protagonistas son los trabajadores” aclaró y añadió: “Son parte de lo que eran nuestros hijos, luchadores por un país bueno”.

Abal Medina.
El ex jefe de Gabinete de la gestión kirchnerista y actual senador nacional por Buenos Aires, Juan Manuel Abal Medina, reclamó ayer que el gobierno nacional “rectifique inmediatamente” el rumbo económico “y deje de atender solamente a los que más tienen”.
Al referirse a la Marcha Federal, Abal Medina consideró que es una manera de “expresar democráticamente la difícil situación que atraviesa hoy la mayoría de los argentinos”.
“Los humildes y los trabajadores de nuestra patria vienen sufriendo desde el inicio del nuevo gobierno políticas económicas que atentan contra sus intereses y derechos”, advirtió a periodistas.

PJ.
En una conferencia de prensa, el titular del PJ de la Ciudad, Víctor Santa María, junto a los principales referentes del distrito expresó su adhesión a la movilización.
Por su parte, José Luis Gioja, jefe partidario, habló del rol de los trabajadores en el justicialismo.
“Siempre donde estén los trabajadores, donde falte un derecho, el peronismo va a estar presente, es parte de nuestros valores como militantes de esta filosofía”, expresó Santa María.
“La Marcha Federal que tiene como característica fundamental la defensa de los derechos de los trabajadores, del trabajo, ante las injusticias que está sufriendo la clase trabajadora”, evaluó Santa María para explicar el apoyo del justicialismo a la movilización.
“Los trabajadores siempre fueron la columna vertebral del peronismo, por eso adherimos a esta marcha por el empleo y por más justicia social en la Argentina””, consideró el ex gobernador de San Juan. (DyN y NA)

Trabajadores de las culturas
Desde el Frente de Artistas y Trabajadores de las Culturas advirtieron ayer que la cultura está en estado de emergencia ante las dificultades que atraviesan teatros y centros independientes. Por eso, llevaron a la manifestación sus reclamos de políticas públicas para el sector.
“Estamos en emergencia cultural. La defensa, el sostén y el desarrollo de la cultura deben ser políticas de Estado”, sostuvo en un comunicado el Frente.
“La cultura es el principio y el fin del desarrollo humano y, como tal, un derecho inalienable. Estamos viviendo un modelo colonizador y excluyente”, subrayó.
“Se ha declarado la emergencia cultural debido a las grandes dificultades que tienen los teatros, bares culturales, milongas y centros culturales independientes para poder mantenerse, debido a los enormes aumentos”, explicó ayer al diario Página/12 el poeta Juano Villafañe, integrante del Frente. “Desconocemos cuáles son los presupuestos para la cultura y cómo se garantizará que funcionen todas las instituciones y programas culturales. La producción cultural se ha detenido, disminuyen significativamente los públicos en las salas, la situación de las librerías es crítica”, detalló el director artístico del Centro Cultural de la Cooperación.
Villafañe recalcó que participaron de la Marcha Federal porque “apuestan a que se reconozcan reivindicaciones del conjunto de los trabajadores, en función de este modelo económico, que genera desocupación y empobrecimiento de los sectores populares”.
“En los últimos años se alcanzaron grandes conquistas en el sector cultural, que culminaron con la creación del Ministerio de Cultura. Hemos logrado muchas cosas. Este piso tan alto nos permite hoy contar con un despliegue político cultural como nunca tuvimos en el país”, dijo el poeta.
“Este nivel de construcción que alcanzamos nos permitió ser parte de la Marcha Federal y continuar con la lucha por nuestras reivindicaciones sin desconocer los grandes debates nacionales por la transformación cultural del país”, concluyó Villafañe. (Página/12)

“Hay que recuperar el salario”
El secretario general de la Asociación Bancaria (AB), Sergio Palazzo, aseguró ayer que la Corriente Federal de Trabajadores (CFT), de la que es referente, participó con todas las organizaciones que la integran en la Marcha Federal porque “es necesario el reclamo para recuperar el salario, afectado por el proceso inflacionario en el país”; y exigió la reapertura de paritarias y un paro nacional de todas las centrales sindicales.
El líder bancario aseveró también que deben reabrirse las paritarias en todos los gremios y reclamó un paro nacional de las centrales sindicales obreras para que “sea realmente efectivo”.
Palazzo, quien fue propuesto el 22 de agosto último por una treintena de sindicatos de la CFT como candidato a secretario general de la CGT, afirmó ayer que “es imprescindible que se reabran las negociaciones paritarias” en todas las organizaciones.El dirigente sindical, quien junto con otros gremialistas bancarios como Eduardo Berrozpe y Andrés Castillo y de la CFT -Héctor Amichetti, Pablo Biro, Horacio Arreceygor, entre otros- participó en el acto central, sostuvo que “se marchó porque en el país hay despidos y la industria nacional está afectada por la libre importación y en rechazo del tarifazo salvaje que provocó un ajuste en el bolsillo de los trabajadores”.
“La movilización es el mecanismo que tiene el pueblo para demostrar su descontento. Lo hizo en todo el país”, subrayó.
El dirigente bancario adelantó que la Corriente Federal planteará nuevamente en el Confederal de la CGT del 22 de septiembre próximo “la necesidad de decidir un plan de lucha nacional”, y enfatizó que “no sirve que una sola central determine la convocatoria a una medida de fuerza, porque ello no termina siendo efectivo”.
“Es necesario convocar a una huelga nacional de la totalidad de las centrales obreras”, puntualizó el sindicalista bancario. (Télam)

Compartir