La desocupación es del 8,4%

Más allá de esta baja, más el 8,2 por ciento de subocupación significa que más de tres millones de personas tienen problemas de empleo. El nivel de actividad en los primeros tres meses del año quedó en 45,9%.
La desocupación en el primer trimestre del año se ubicó en 8,4 por ciento, con una mejora del 1,4 por ciento respecto a la que se registraba en el mismo período del año anterior, de acuerdo a los datos de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH) difundidos ayer por el INDEC.
Más allá de esta baja, el 8,4 por ciento de desempleo, más el 8,2 por ciento de subocupación significa que más de tres millones de personas tienen problemas de empleo en la Argentina. Además, la desocupación subió 0,9 por ciento respecto del último trimestre del año pasado, cuando se ubicaba en 7,4 por ciento.
Pero este aumento en el primer trimestre del año tiene factores estacionales, ya que siempre el indicador sube por la menor actividad en las empresas por las paradas técnicas y vacaciones al personal. Según el INDEC, en el relevamiento de los 31 distritos más importantes del país, la subocupación se ubicó en 8,2 por ciento. La subocupación demandante quedó en 5,8 por ciento y la no demandante en 2,4 por ciento.
El nivel de actividad en los primeros tres meses del año quedó en 45,9 por ciento y la tasa de empleo en el 42 por ciento, según informó ayer el INDEC.

Personas.
De acuerdo con estas cifras, la gente que no tiene trabajo se elevaría a 915 mil personas y las subocupadas a 827 mil calculadas sobre una población económicamente activa de 10.090.000 que había a diciembre pasado. De ese total de desocupados, alrededor de medio millón de personas corresponderían a habitantes del Gran Buenos Aires.
Si se extrapolan los datos a la totalidad del país, sobre una población económicamente activa de alrededor de 18 millones de personas, los desocupados sumarían 1.542.000 millones y los subocupados, es decir aquellos que trabajan menos de 35 horas semanales serían alrededor de 1.504.000 habitantes.
Si se toma una población económicamente activa de 16 millones de acuerdo a los datos difundidos ayer, 2.600.000 habitantes tienen problemas laborales, de los cuales 1.300.000 no tienen ninguna clase de ocupación. La reducción de la tasa de desempleo está emparentada con el crecimiento económico, que según la medición oficial superó el 8 por ciento al cierre del primer trimestre del año.
En tanto, la tasa de actividad -calculada como porcentaje entre la población económicamente activa y la población total- se ubicó en 45,9 por ciento durante el período en estudio. Este valor representa un descenso de 0,4 puntos porcentuales con relación al mismo período de 2007.
A su vez, la tasa de empleo -calculada como porcentaje entre la población desocupada y la población económicamente activa- es de 42 por ciento, 0,3 puntos porcentuales por encima lo sucedido un año atrás. Si se compara con el pico de desempleo del orden del 24 por ciento que se registró en el segundo trimestre del 2002, la desocupación cerca de 16 puntos porcentuales. (NA y DyN)