La UE impone trabas

A partir del miércoles próximo, la Unión Europea aplicará aranceles antidumping definitivos sobre las importaciones de biodiésel originarias de Argentina, se oficializó ayer.
La decisión -que también incluye a Indonesia- consiste en aplicar un arancel adicional que promedia el 24,6% para Argentina y el 18,9% para el país asiático.
A través de un comunicado distribuido en Buenos Aires, la Comisión Europea indicó que la medida “se basa en una decisión tomada por el Consejo de Ministros Europeo esta semana, luego de una investigación de 15 meses”.
“Esta investigación reveló que los productores de biodiésel de Argentina y de Indonesia practicaban dumping en el mercado de la Unión Europea durante el período investigado. Las exportaciones objeto de dumping tuvieron un efecto negativo considerable en los resultados financieros y operativos de los productores europeos”, añadió el texto oficial.
El vocero de Comercio de la Unión Europea, John Clancy, sostuvo que ese bloque continental “está abierto a las exportaciones de Argentina a Indonesia, pero no debemos permanecer inactivos y tolerar distorsiones estructurales sobre las materias primas”.
La Comisión Europea aclaró que las medidas antidumping definitivas se aplicarán por cinco años y sostuvo que “se espera que restablezcan una competencia justa”.
De acuerdo con las conclusiones de la investigación, las empresas de Argentina e Indonesia “se benefician de una ventaja desleal, porque tienen acceso a las materias primas a precios que resultan artificialmente bajos en comparación con los precios de mercado mundiales disponibles para los productores de biodiesel” europeos.
“La razón radica en los altos derechos de exportación que Argentina e Indonesia imponen sobre las materias primas utilizadas en la producción de biodiesel”, añadió.
La investigación “halló que el margen de dumping para Argentina se encontraba entre un 41,9 y un 49,2 por ciento, y para Indonesia entre el 8,8 y el 23,3 por ciento”, de acuerdo con la información oficial. (NA)