López: “no hubo arbitrariedad”

El EX FUNCIONARIO KIRCHNERISTA DECLARO POR LA OBRA PUBLICA

El detenido ex secretario de Obras Públicas de la gestión kirchnerista, José López, le aseguró hoy a la justicia federal que “no hubo ni discrecionalidad ni arbitrariedad” en el manejo de la obra pública, durante los doce años que duró el gobierno del Frente para la Victoria.
El ex funcionario declaró durante casi tres horas en el marco de la causa en la que se investiga el presunto direccionamiento de la obra pública en favor del empresario Lázaro Báez, en la que también está imputada la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner.
El ex funcionario recurrió a un estilo de defensa similar al utilizado por la ex mandataria, según informaron fuentes judiciales: afirmó que las empresas de Báez no fueron la que más obras públicas realizaron y pidió que sean citados como testigos distintos empresarios y funcionarios del actual gobierno.
En el punto más polémico de su exposición, sostuvo que estaba dispuesto a carearse con los responsables de todas las empresas a las que le fueron adjudicadas obras públicas y reclamó que se les pregunte si alguna vez se les solicitó un “retorno”.
López ingresó al juzgado del juez federal Julián Ercolini pasadas las 10 de la mañana, allí se encontró con sus abogados Fernando Sánchez y Diego García, escuchó la imputación en su contra, manifestó que estaba “a disposición de la justicia” y expuso su versión de los hechos sin responder preguntas.

PET.
En su declaración, el ex secretario de Estado remarcó que la cartera que el encabezaba fue la que tuvo a cargo el Plan Nacional de Obras Públicas “aplicado en todo el país desde el 25 de mayo de 2003 hasta el 10 de diciembre de 2015”, aprobado “por el Congreso Nacional”.
Sin embargo, remarcó que tras el desarrollo del Plan, su Secretaría no era la encargada de aprobar los presupuestos, ni de realizar las licitación, ni de auditar; tras lo cual destacó, por ejemplo, el papel de la Sindicatura General de la Nación y la Auditoria General de la Nación.
“Si se consideran en números las obras, el 95 por ciento de las que se ejecutaron se desarrollaron en forma descentralizada, lo que permitió construir más de 40 obras en todo el país”, afirmó el ex funcionario quien busco marcar los límites de la responsabilidad del Estado Nacional.
“El Plan Nacional de Obras Públicas estuvo enmarcado en el Plan Estratégico Territorial. denominado PET, desarrollado por el Ministerio de Planificación Federal en el que participaron nación, las provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires”. continuó.El ex funcionario sostuvo que el PET partía de los modelos de plan de infraestructura que tenía cada provincia, que a partir de allí se comenzaba a planificar con la nación y que tenía objetivos y metas fijadas hasta el 2016. (Télam)

Compartir