Macri, con la “mejor predisposición”

EL MANDATARIO ARGENTINO BUSCA CONGRACIARSE CON EL NUEVO PRESIDENTE DE EE.UU. DONALD TRUMP

El presidente Mauricio Macri afirmó ayer que “el mundo entero” se encuentra “sorprendido” por el triunfo electoral del republicano Donald Trump en las elecciones presidenciales de los Estados Unidos, y manifestó tener “la mejor predisposición” para “seguir trabajando en una relación constructiva, madura inteligente” iniciada con el presidente saliente, Barack Obama.
“El mundo entero está sorprendido; las encuestas una vez más fallaron, porque daban ganadora a Hillary Clinton”, manifestó Macri en declaraciones a la prensa tras inaugurar ayer obras viales.
Macri expresó que desde el gobierno argentino “felicitamos a los americanos por la elección, y por supuesto espero que sigamos trabajando, en esta relación constructiva, madura, inteligente, que hemos iniciado con el gobierno del presidente Obama, que espero continúe con el gobierno de Trump”, planteó el mandatario.
“Vamos con la mejor predisposición a sentarnos a dialogar” con las autoridades norteamericanas electas, indicó Macri, aunque aclaró que “todavía” no tuvo contacto con su par estadounidense.

Malcorra.
En ese marco, según confirmaron a DyN fuentes de la Casa Rosada, Macri delegó en la canciller Susana Malcorra las gestiones para entablar un diálogo formal e institucional entre ambos presidentes, luego de que Macri y varios miembros del gobierno argentino expresaran abiertamente su apoyo en la campaña de cara a las elecciones del pasado martes, a favor de la rival derrotada por Trump, la candidata del Partido Demócrata, Hillary Clinton.
Consultado sobre qué espera de la relación con el nuevo presidente de los Estados Unidos, Macri agregó que “lo que queremos todos es que las comunidades se relacionen y que eso sirva para el progreso de ambos países”.
Macri dijo esperar que “los programas lanzados, vayan a ser positivamente continuados”, en referencia a los tratados de cooperación bilateral firmados con Obama durante la visita que el presidente estadounidense saliente protagonizó en Buenos Aires el pasado 24 de marzo que incluían desde flexibilización en el visado de argentinos que ingresen a Estados Unidos, y de exportaciones argentinas a ese país, hasta mayor intercambio comercial, promoción de inversiones de empresas norteamericanas, intercambio cultural, en ciencia y tecnología, lucha contra el terrorismo y el narcotráfico.

Relación.
En tanto, Macri buscó bajar el tono a especulaciones sobre la relación de su familia con el magnate estadounidense electo presidente de EE.UU, a quien reconoció que conoce desde que ambos eran empresarios.
Con una broma, el Presidente relativizó las críticas que en un libro manifestó Trump sobre su padre Franco Macri.

Legisladores.
El Presidente se diferenció ayer de los legisladores que viajaron a Estados Unidos para presenciar las elecciones, lo que paralizó virtualmente la actividad en el Congreso local, al subrayar que permaneció en Argentina “trabajando”. (DyN)

Compartir