Macri admitió que Bullrich se reunió con Lanatta a solas

LA MINISTRA SE ENTREVISTO CON EL HOMICIDA SIN PRESENCIA DE SU ABOGADO NI DEL JUEZ

El presidente de la Nación, Mauricio Macri, expresó ayer su satisfacción por la recaptura de los condenados por el triple crimen de General Rodríguez, reconoció los “errores” en la coordinación de la búsqueda, y se comprometió a buscar “uno por uno” a los más de mil prófugos “condenados o con procesos graves” que hay en el país.
Macri se refirió de esta manera a la captura de los hermanos Christian (42) y Martín Lanatta (44) y Víctor Schillaci (35), quienes mantuvieron en vilo al país durante 15 días desde que se fugaron del penal bonaerense de General Alvear y fueron apresados en la localidad santafesina de Cayastá.
Los tres condenados por haber cometido los asesinatos en el marco de un ajuste de cuentas por el tráfico ilegal de efedrina quedaron ahora alojados en distintas celdas del Complejo Penitenciario Federal de Ezeiza.
“Estoy contento como todos los argentinos con que estén de vuelta en la cárcel y quiero felicitar a las fuerzas de seguridad que participaron a lo largo de esos trece días y, en especial, a los ciudadanos que participaron demostrando que se puede derrotar al narcotráfico todos juntos”, dijo Macri en una conferencia de prensa que brindó esta mañana en Casa de Gobierno.
El jefe de Estado reconoció que se está “muy lejos del profesionalismo” necesario para encarar temas relacionados con el narcotráfico y atribuyó esta falencia a “la complicidad” del gobierno anterior con el narcotráfico.
“Lo bueno es que habiendo tomado la decisión de que íbamos a encontrar a los prófugos, entre todos, a pesar de las carencias, lo logramos. Tal vez, lo valioso es aprender de estos días, de los errores”, agregó el jefe de Estado.
Luego, se comprometió a buscar “uno por uno” a los más de 1.000 prófugos que hay en el país para que cada uno “enfrente sus condenas o procesos judiciales”.

Bullrich.
Por otra parte, el presidente de la Nación admitió que la ministra Bullrich mantuvo un breve contacto el sábado último con el recapturado Martín Lanatta, lo que generó algunas críticas por ese encuentro en el que no hubo autoridades judiciales ni un abogado defensor.
“La ministra me dijo que verificó el estado de salud (de Lanatta), que era el mandato que había recibido del juez (federal Sergio Torres)”, explicó Macri, tras lo cual aseguró que abrió “un sumario” interno para determinar “lo que pasó con todo el proceso, especialmente con la segunda parte, desde que la AFI (Agencia Federal de Inteligencia) dio el lugar posible donde se podían encontrar a los tres prófugos”.

Sumario.
“Soy el primero en estar realmente preocupado y esperando un resultado de ese sumario, en el cual van a tomarle declaración a todos aquellos que participaron en todo el operativo a lo largo de esos días para saber qué es lo que pasó”, aseguró el presidente de la Nación.
Finalmente, el jefe de Estado reconoció que existieron “problemas severos de coordinación”
entre las fuerzas de seguridad federales y provinciales que trabajaron en la búsqueda de los evadidos del penal de General Alvear, aunque dijo que esto sucedió porque no existía “un pasado con este tipo de prácticas, aunque parezca increíble”.
Según Macri, la falta de coordinación “también pasó en la provincia de Buenos Aires, cuando la gobernadora (María Eugenia Vidal) trabajó con el jefe de la Policía Federal (Román Di Santo). El jefe de la Policía Federal dijo ‘hace muchos años que nosotros no dialogábamos con la Policía Bonaerense'”.

Despidos.
Por otra parte, Macri descartó la posibilidad de “un conflicto social” debido a los despidos que se registran en el ámbito estatal, a la vez que ratificó “el compromiso del gobierno por cuidar el trabajo de los argentinos”.
“Esto lo he contestado mas de una vez y nuestro compromiso es cuidar el empleo de los argentinos y el de generar cada vez mas y mejor producción y el primero que tiene la responsabilidad y la tarea pendiente es el Gobierno, reduciendo trámites para los productores”, sostuvo el jefe de Estado durante la conferencia.

Sabbatella.
El Presidente también fue consultado sobre la decisión de dos jueces federales, uno porteño y otro de San Martín, que dejaron interinamente sin efecto tres decretos presidenciales que dispusieron la intervención de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca) y desplazaron a su directorio encabezado por Martín Sabbatella, Macri señaló: “tengo entendido que eso se ha apelado y le da carácter suspensivo a las medidas que tomaron los jueces y por ahora no tienen aplicación los fallos”. (Télam y NA)

Reunión con Piñera
El Presidente recibió ayer en su despacho de Casa de Gobierno al ex jefe de Estado de Chile Sebastián Piñera, quien se mostró favorable a una alianza entre el Mercosur y la Alianza de Pacífico, los tratados de libre comercio con las potencias mundiales y una integración de los sistemas energéticos entre ambos países, a la vez que afirmó que la “Argentina está viviendo un verdadero renacimiento y período de esperanza”.
Al término del encuentro, que duró cerca de dos horas, el ex mandatario chileno sostuvo que “Argentina está viviendo un verdadero renacimiento y período de esperanza, después de cuatro años de estancamiento, sin crecimiento, con tanta división y confrontación”, y agregó que es momento de “desatar todas las fuerzas de la libertad del pueblo argentino”.
Piñera, quien mantiene “una amistad con Macri desde hace muchos años”, sostuvo que el encuentro con el mandatario argentino giró en torno “a los temas del mundo, de la situación económica mundial y de América Latina, y por supuesto de la Argentina”, que “tiene un futuro lleno de oportunidades para dejar atrás la pobreza, el subdesarrollo y la división”.