Primer día de visitas

LA DIRIGENTE MILAGRO SALA

La líder de la organización Tupac Amaru, Milagro Sala, tuvo ayer su primer día para recibir visitas, familiares y allegados, entre quienes estuvieron sus hijos y el periodista Vìctor Hugo Morales, en la vivienda de El Carmen, donde ahora cumple la prisión domiciliaria dictada por la justicia.
El horario de visitas comenzó a las 8 de la mañana, cuando empezaron a llegar algunos allegados e integrantes de la organización Tupac Amaru, con la posibilidad de ingresar al domicilio -hasta un total de cuatro por vez-, según lo dispuesto por la justicia jujeña.
También ingresaron familiares directos, quienes tienen acceso libre, entre ellos el hijo de Sala, que llegó cerca del mediodía, y, un poco más tarde, arribó su otra hija, Claudia, trayendo víveres y mercadería.
Uno de los integrantes del equipo de letrados de Sala, Ariel Ruarte, trajo distintos muebles en su camioneta para terminar de equipar la casa, entre ellos un colchón, puertas y banquetas.
A diferencia de la tarde del último jueves, en el momento en que Sala fue trasladada, los que fueron llegando debieron registrarse en el tráiler de Gendarmería, mecanismo un tanto más riguroso al dispuesto hace dos días, cuando solo se identificaban en el portón de ingreso.
En el interior de la casa también estaban su esposo, Raúl Noro, y Ricardo Carrizo, del Grupo de Curas en Opción por los Pobres e integrante del Comité de Liberación de Milagro Sala.
El operativo de seguridad se mostraba igual que en las jornadas previas, con dos efectivos de Gendarmería custodiando el portón de ingreso y un número igual en el tráiler realizando los registros, mientras que otros hacían guardia en los laterales de la casa. (NA)