Inicio El Pais Procesaron a D'Alessio

Procesaron a D’Alessio

PRISION PREVENTIVA POR ASOCIACION ILICITA

El juez federal Alejo Ramos Padilla dispuso la prisión preventiva para Marcelo D´Alessio por asociación ilícita en el marco de la investigación por extorsión en la causa de los cuadernos en manos del fiscal Carlos Stornelli. De acuerdo al magistrado se comprobó la actuación de «agentes de inteligencia -orgánicos o inorgánicos- que están llevando adelante operaciones ilícitas vinculadas con la actividad del Poder Judicial de la Nación y del Ministerio Público Fiscal». La resolución remarcó que existen «muchos elementos» que vinculan al fiscal Stornelli «con esos hechos de extorsión» y «otras operaciones ilegales». Entre ellas se refiere al encuentro de D´Alessio y Stornelli en el balneario CR de Pinamar.
Al identificar a D´Alessio como un «agente» lisa y llanamente, Ramos Padilla denunció la utilización de «servicios» para el «éxito» en causas judiciales. En esa línea, advirtió que existen «relaciones estrechas y de mutua colaboración que se han comprobado entre miembros del Poder Judicial y de los ministerios públicos fiscales con ´los servicios´ que puede generar una afectación muy grave al Estado de Derecho».
D´Alessio estaba detenido desde el 16 de febrero a pedido de Padilla por la denuncia que formuló el empresario Pedro Etchebest, quien denunció que el falso abogado le pidió 300 mil dólares en nombre del fiscal Carlos Stornelli. Más tarde se sumaron otras 20 denuncias que señalaban el mismo modus operandi.
Ramos Padilla puntualizó que «D´Alessio llevaba a cabo operaciones de inteligencia y en particular operación psicológicas que luego eran extorsionados o coaccionados para decir o hacer algo contra su voluntad». El juez explicó que primero se dedicaba a obtener un «perfil psicológico» de la víctima y una «carpeta» de datos personales para generar empatía y luego utilizaba la información para ponerlo en «emergencia» o hacerlo «entrar en pánico» -utilizando los términos del propio D´Alessio- para que finalmente declarara de un determinado modo, se transformara en un colaborador o entregara dinero.
«Se han comprobado otro tipo de operaciones ilegales, de ´ablande´, ´carpetazos´, ´ardides con cámaras ocultas´´, etc.; que se complementan -como se ha verificado en muchos casos- con acciones de investigación previa sobre la víctima, en los que se averigua cómo está compuesta su familia, cuáles son sus antecedentes laborales y personales, sus viajes al exterior, sus registros de comunicaciones telefónicas, los procesos judiciales que tienen en su contra, y los problemas y dificultades que padecen; esa información es la que ´el servicio´ tiene a su disposición para el desarrollo del plan de acción», puntualizó el magistrado respecto a la labor de D´Alessio.

Celulares.
El juez le dedicó un párrafo aparte a las pericias que se realizaron en los celulares de D´Alessio, que tal como reveló Pagina 12, verificaron la existencia de centenares de mensajes WhatsApp intercambiados con figuras del aparato judicial, incluido Stornelli, funcionarios y periodistas. El más importantes es aquel que D´Alessio le envía al fiscal diciendo «yo me ocupo personalmente de Pedro», que podría ser una referencia concreta a Etchebest. También, hay un pedido de cámara oculta al abogado José Manuel Ubeira, defensor de uno de los imputados en la causa de las fotocopias de los cuadernos.
En ese marco, subrayó que «la extorsión a Etchebest tiene este patrón», aunque aclaró que se observan también «otros planes delictivos diversos que incluyen ´hacer cámaras ocultas´, ´plantar droga´, ´ablandar´, etc». En este punto en particular subraya la intervención de Stornelli y su relación con D´Alessio. «Las pruebas vinculadas a las investigaciones efectuadas y las conversaciones que se comprobó que mantuvo con el fiscal Carlos Stornelli, me llevan al convencimiento de que, al menos desde la Fiscalía a su cargo se actuó en forma promiscua, generando relaciones estrechas y de mutua colaboración que no debieron permitirse y que, con anuencia del Sr. Fiscal, se llevaron adelante operaciones de inteligencia y de acción psicológica para el ´éxito´ de sus investigaciones judiciales o para atender la imagen del propio magistrado», denunció. (Pagina12.com)