“Relatos Salvajes”, nominada al Oscar

La película argentina "Relatos Salvajes", dirigida por Damián Szifrón y protagonizada por Ricardo Darín, Oscar Martínez, Darío Grandinetti, Erica Rivas y Leonardo Sbaraglia, entre otros, fue elegida para concursar en el rubro "Mejor película de habla no inglesa" para el premio Oscar que la Academia de Cine estadounidense entregará el 22 de febrero próximo en Los Ángeles.
Además, los argentinos Armando Bo y Nicolás Giacobone fueron nominados al Oscar al Mejor Guión por su labor en el argumento de "Birdman", la nueva película del mexicano Alejandro González Iñárritu (con quien ya habían escrito "Biutiful") que protagoniza Michael Keaton y que narra las aventuras de un actor famoso por interpretar a un superhéroe, papel que le hizo ganar a Keaton el Globo de Oro como mejor actor de comedia.
"Estoy muy contento, esto es maravilloso para todo el equipo de la película y especialmente para Damián. Estar ahí ya es un premio, algo fuera de lo común. Es una demostración más del extraordinario camino que está haciendo la película", dijo Ricardo Darín, con una gran afonía en su voz, en diálogo con Telefé.
"Es una gran noticia, suficiente para brindar", afirmó Oscar Martínez a TN, y dijo que se trata de "una película que nos dio tantas satisfacciones que con esta nominación estamos cumplidos, si ganamos sería un gran extra, pero ahora simplemente hay que brindar".
"Relatos Salvajes" cuenta entre sus productores con los españoles Agustín y Pedro Almodóvar, y el autor de "Matador" y "Hable con ella" confesó que actualmente le resulta "más fácil soñar con premios" como productor y dijo que "con esto ahora seguimos soñando".

Ceremonia.
Las nominaciones para la 87 edición de los Oscar fueron anunciadas ayer en una ceremonia realizada en el Samuel Goldwyn Theater de Beverly Hills, Los Ángeles, donde los presentadores fueron el actor Chris Pine y la presidenta de la Academia, Cheryl Boone Isaacs.
"Relatos Salvajes" competirá en la terna de Mejor Película en habla no inglesa con "Tangerines", de Zaza Urushadze (Estonia), "Timbuktu", de Abderrahmane Sissako (Mauritania), "Ida", de Pawel Pawlikowski (Polonia), y "Leviathan", de Andrey Zvyagintsev (Rusia).
Hasta el momento, la Argentina es el único país de Latinoamérica que recibió dos premios Oscar, uno en 1986 por "La historia oficial", de Luis Puenzo, y otro en 2010 por "El secreto de sus ojos", de Juan José Campanella.

"Relatos Salvajes".
La película de Szifrón, gran éxito de taquilla local, explora las diversas reacciones que una persona puede tener cuando es arrinconada y llevada al extremo de sus límites psicológicos, morales y sociales.
En seis historias breves, donde Szifrón confirma su destreza narrativa, Ricardo Darín, Oscar Martínez, Leonardo Sbaraglia, Rita Cortese, Érica Rivas y Julieta Zylberberg interpretan a seres de distinta condición social que son expuestos a diversos modos de violencia social en un grado tan alto que su forma de ver y pensar el mundo, sus creencias éticas, se derrumban y pierden sentido.
Uno de los puntos fuertes del filme es su capacidad de generar una revolución interior en los espectadores, al ponerlos -al igual que hace con sus personajes- en una situación límite frente a la cual no saben qué posición tomar.

Premios Goya.
El filme, que superó los 3.400.000 espectadores desde su estreno en Argentina, se encuentra también nominado a nueve Premios Goya, que se entregarán el 7 de febrero en Madrid, en los rubros Mejor Película, Mejor Película Iberoamericana, Dirección, Guión Original, Interpretación Masculina Protagonista (Ricardo Darín), Música Original (Gustavo Santaolalla), Montaje, Maquillaje y Peluquería y Dirección de Producción.
Además, fue nominada por la organización de críticos Broadcast Film Critics Association (BFCA) en los Critics’ Choice, donde comparte el rubro a mejor película de habla no inglesa con la polaca "Ida", la belga "Two days, one night", la rusa "Leviathan" y la sueca "Force majeure", galardón que se entregará en Estados Unidos.
"La invitación que le hago al espectador es abandonarse a esa pérdida de los estribos e ir más allá, aventurarse hacia el deseo y el impulso más primitivo. ¿Qué pasaría en la realidad si alguien rompiera esos límites?", se preguntó hace un tiempo Szifrón, después de competir por la Palma de Oro en el último Festival de Cannes. (Télam)