Salta declaró emergencia hídrica

LA MEDIDA TOMADA POR EL GOBERNADOR SERA POR 120 DIAS

El gobernador salteño, Juan Manuel Urtubey, declaró la emergencia hídrica, vial, sanitaria y social para los departamentos de Santa Victoria, Rivadavia, General San Martín, Iruya y Orán, por la situación crítica que vive la zona norte de la provincia a raíz de intensas lluvias y la crecida del río Pilcomayo. La emergencia hídrica fue dada a conocer ayer en el Boletín Oficial y la medida se extenderá durante los próximos 120 días.
La histórica crecida del Pilcomayo que devastó las poblaciones próximas al río amenaza ahora a sitios urbanos ubicados hasta 40 kilómetros tierra adentro que ya comenzaron a recibir el agua en las provincias de Salta y Formosa. El agua, empujada por inundaciones severas en Bolivia, se metió en el territorio sin mucha fuerza pero sí con el volumen suficiente como para anegar por completo caminos e inundar viviendas por completo.
“Por favor, que alguien venga a ayudar. Todo quedó bajo el agua y hay gente que está viviendo arriba de las vizcacheras. Allí pasan la noche y hay muchas víboras porque todo está inundado”, dijo un damnificado de Alto La Sierra al Tribuno.
“La masa de agua sigue avanzando y a nosotros nadie nos alertó que iba a llegar hasta aquí, tan adentro del monte. Ya se levantó la alerta roja en Santa Victoria, pero tendrían que haber seguido el comportamiento del agua para prevenir a la gente de esta zona”, aseguró Alejandra Rivero, una vecina de Alto La Sierra. Ella sigue desde el lugar la situación en varios parajes cercanos como Las Palmitas, Las Cañas, Corralito y Bajo Grande. Mencionó que la gente está sin agua y sin comida y que hay muchos niños.
Luis Arce, experto en Recursos Hídricos, explicó que este “daño colateral” de la crecida se da por la pendiente desfavorable hacia Salta, sumado al volumen de material sedimentario del Pilcomayo. “Eso provoca que las aguas lleguen varios kilómetros hacia la llanura en territorio salteño”, aseguró. (NA)