Se cumplieron 25 años de impunidad

SE CONMEMORO UN NUEVO ANIVERSARIO DEL ATENTADO CONTRA LA EMBAJADA DE ISRAEL

Dirigentes políticos locales, funcionarios israelíes, familiares de las víctimas e integrantes de la comunidad judía conmemoraron ayer el vigésimo quinto aniversario del atentado terrorista que destruyó la Embajada del Estado de Israel en Buenos Aires, durante un acto en el que se instó a “la búsqueda de la justicia” y se señaló a la República Islámica de Irán como “instigador” del ataque, que aún permanece impune.
“Debemos trabajar con alegría entre todos los pueblos del mundo por la paz y contra el terror. Ese debe ser el objetivo de todas las naciones”, sostuvo la vicepresidenta Gabriela Michetti, en el discurso que cerró la ceremonia realizada en la intersección de Suipacha y Arroyo, donde estaba la sede diplomática que fue destruida el 17 de marzo de 1992.
En ese lugar, en el que actualmente se erige una plazoleta en homenaje a las víctimas, Michetti destacó que senadores del oficialismo y la oposición hayan acordado hoy impulsar un proyecto para que “sean liberados de secreto todos los documentos” en poder de las comisión bicameral que investigó los atentados a la Embajada de Israel y la AMIA.
“Los legisladores de todos los bloques dieron un paso importante con esa resolución que acordaron ayer y que espero que se trate rápidamente en le Senado. Ese es el camino para conocer la verdad y honrar la memoria de las personas que murieron en esta ataque”, sostuvo Michetti.
La ceremonia, custodiada por un apreciable operativo de seguridad, se inició a las 14.47 –hora del estallido del explosivo que voló la sede diplomática–, cuando varias sirenas sonaron en memoria de los caídos.

Palco oficial.
En el palco oficial estaban, junto a Michetti, la canciller Susana Malcorra; la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich; el titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi, el ministro de Cultura, Pablo Avelluto, el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli; el secretario de Derechos Humanos y Diversidad Cultural, Claudio Avruj, y el gobernador de Tucumán, Juan Manzur, entre otros.
En representación del estado de Israel estuvieron presentes el director general de la Cancillería, Yuval Rotem, el coronel Reuben Gurstein y el embajador israelí en Argentina, Ilan Szulman.
El rabino Zvi Grumblatt leyó un Kadish, un rezo en memoria de los muertos, y luego, en medio del silencio de la multitud, se leyeron los nombres de las 22 víctimas fatales identificadas del atentado.
Más tarde, otro religioso, el rabino Fabián Skornik, recitó a plegaria de El Malé Rajamím, un salmo sobre los difuntos que remite a la tradición de los ashkenazi, una de las ramas del judaísmo.
Tras las ofrendas florales dejadas en homenaje a las víctimas por funcionarios argentinos e israelíes, el sobreviviente del atentado Gabriel Pitchon destacó la “gran emoción” que le produjo volverse a encontrar con personas que hace 25 años trabajaban junto a él en la embajada. (Télam)

Desclasificarán información
La Cámara de Senadores aprobará en la próxima sesión un proyecto de Resolución para desclasificar la información reunida durante más de veinte años por la Comisión Bicameral Especial de Seguimiento de la Investigación de los atentados contra la Embajada de Israel y al edificio de la AMIA.
Así lo reveló la vicepresidenta de la Nación, Gabriela Michetti, durante el acto en el que se conmemoraron los 25 años desde el ataque contra la representación diplomática, ubicada en la esquina de las calles Arroyo y Suipacha.
La presidenta de la Cámara alta anunció que senadores oficialistas y opositores firmaron una resolución para el levantamiento del secreto.
Ese documento será debatido durante la próxima sesión de la Cámara de Senadores. Una iniciativa similar será debatida en Diputados, según informaron fuentes de la vicepresidenta.
El proyecto de Resolución fue presentado por el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, y cuenta con las firmas del jefe del bloque de Cambiemos, Angel Rozas, y de su par del FpV, Miguel Angel Pichetto.
La iniciativa propone “desclasificar y quitar el carácter de secreto o reservado a toda la documentación y actas labradas por la Comisión Bicameral Especial de Seguimiento de la Investigación de los atentados a la Embajada de Israel y al edificio de la AMIA”.
Si bien la Bicameral actualmente no está en funciones ni tiene designado a ningún integrante, se sabe que acumuló información desde su creación en 1996.