Séptimo día de paro

TRANSPORTE URBANO DE CORDOBA

Los choferes de las cuatro empresas que prestan servicio de transporte urbano en la ciudad de Córdoba cumplieron ayer el séptimo día de la huelga que declararon al rechazar el acuerdo paritario alcanzado por la Unión Tranviarios Automotor (UTA) nacional y los empresarios del transporte.
El sábado por la tarde resolvieron continuar con el paro por tiempo indeterminado al fracasar la negociación con autoridades provinciales y municipales
“Hoy (por ayer) sigue todo igual, aunque seguimos trabajando durante todo el fin de semana para tratar de destrabar el conflicto”, dijo el secretario de Servicios Públicos de la municipalidad de Córdoba, Julio Waisman.
El funcionario comunal se mostró pesimista respecto a que se pueda logar un acuerdo en las próximas horas, mientras que los choferes continúan manifestándose frente a la sede de UTA Córdoba.

Salarios.
El paro comenzó el lunes pasado a las 4 de la madrugada, luego que de que los choferes rechazaran el acuerdo salarial del 21 por ciento en tres tramos (entre junio y diciembre) acordado por la UTA nacional, que es traslativo a Córdoba. Los choferes exigen que se aplique un criterio distinto para Córdoba, para que represente un incremento salarial de alrededor del 33 por ciento. Además, indicaron que en su reclamo también exigen “condiciones laborales adecuadas”, como por ejemplo un mejor estado de colectivos que conducen todos los días.

Despidos.
Por las medidas de fuerza, que mantiene a miles de usuarios sin servicio de transporte, durante la semana pasada despidieron a más de 70 trabajadores de las empresas Ersa, Aucor, Coniferal y Ersa.
El titular de la UTA nacional, Roberto Fernández, dijo que la oferta para los trabajadores que mantienen el paro en Córdoba es adelantar el bono de 5.800 pesos, acordados a nivel nacional, pero sostuvo que no habrá reapertura de paritarias. “Recapacitemos, estamos fuera de la ley, busquemos la conciliación obligatoria y respetémosla” completó. (NA)