Trasladan a la unidad médica al “Pity” Alvarez

El abogado del músico Cristian “Pity” Álvarez, Sebastián Quijeiro, informó que su representado fue trasladado a una unidad médica de la cárcel de Ezeiza debido a “un problema con la presión” derivado del síndrome de abstinencia y adelantó que pedirá la “suspensión del proceso”.
El cantante de Viejas Locas se encontraba desde el viernes pasado en el pabellón psiquiátrico del penal en el que se encuentra detenido, acusado de haber asesinado de al menos cuatro disparos a Cristian Díaz, en circunstancias que todavía se investigan.
Sin embargo, su abogado informó que Álvarez “fue trasladado al HPC”, una unidad médica que funciona dentro de la cárcel, porque “tuvo un problema con la presión” derivado de la abstinencia ocasionada por su adicción a las drogas y “no lo pudieron contener”.
Al respecto, el letrado señaló que si bien el penal de Ezeiza “es uno de los mejores, sigue siendo un establecimiento carcelario que por ahí no cuenta con la aparatología necesaria” para atender a una persona con problemas de adicción como los de “Pity”.
En este sentido, Quijeiro remarcó que el cantante “hace 30 años que tiene un consumo de drogas muy fuerte y claramente tiene un daño”. El abogado del músico reiteró además que “desde que entró al penal está sedado, no se mueve, no habla” y que, debido a esta situación, pedirá “la suspensión del proceso” judicial.

Estrategia.
“Por el momento no hay ninguna estrategia, es un juicio largo y pasaron dos o tres días. A nivel procesal se va a pedir una suspensión del proceso hasta que esté en condiciones”, explicó. Respecto de la situación procesal del músico, Queijeiro sostuvo que “lo que dijo ante las cámaras no tiene valor”.
Además, consultado sobre las líneas de la investigación de la causa, el abogado diferenció que “una es cuando (el músico) siente realmente que estaba en peligro y otra que no entendió la criminalidad del acto”. (NA)