Un detenido más por las amenazas contra Macri

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, confirmó que ya suman tres las personas detenidas por amenazas de bomba en el edificio donde vivió el presidente Mauricio Macri.
La funcionaria precisó que la detención se produjo el domingo a la noche, con lo que ya son tres las personas apresadas en el marco de la investigación por las amenazas.
“Fueron 11 mil llamadas las que se hicieron de un mismo número. Lo hicieron al 911 y al 101, con lo cual todos los sistemas de alerta explotan. Es una locura y lo vamos a investigar”, dijo Bullrich.
Durante una conferencia de prensa, la funcionaria sostuvo que en el Gobierno nacional están “cansados de estas cosas”, por lo que pondrán en marcha una reforma para “evitar este tipo de situaciones”.
“Este es un país normal, tranquilo, en el que queremos que no se utilice la amenaza como una coacción o una forma de impedir que se hagan cosas o que represente un peligro para cualquier funcionario o ex funcionario o ciudadano. La verdad es que estamos cansados de que estas cosas pasen. Hasta ahora no se hacía nada, pero ahora actuamos y todas las personas están detenidas”, puntualizó.
Según consideró, “cuando desde un teléfono se llama más de 10 veces al 911 se debe disparar alguna alerta, porque ahí hay una decisión de alguien de molestar, de utilizar los sistemas de manera absolutamente distorsionada”.

Llamados.
De acuerdo con lo revelado por la funcionaria, una mujer y su hijo fueron detenidos el viernes en un allanamiento en la localidad bonaerense de Martínez, luego de que se comprobó que desde su vivienda se realizaron numerosas llamadas a la línea de emergencia 911 en las que amenazaban con “colocar un artefacto explosivo en el domicilio del presidente Mauricio Macri”.
La denuncia fue caratulada como delito de “intimidación pública” y quedó radicada en el juzgado en lo Criminal y Correccional 2, a cargo del juez Sebastián Ramos.
Las amenazas tuvieron como blanco el departamento que el Presidente posee en Avenida Del Libertador 2712, donde vivió el Presidente y desde febrero último vive el director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas.
Por otra parte, la ministra señaló en declaraciones radiales que se investigará la denuncia de amenazas que hizo la ex presidenta Cristina Kirchner “con la misma celeridad” con la que tomaron los episodios contra Macri. (NA)

Compartir