Víctor Fera aseguró que no bajarán los precios

El dueño de las alimenticias Molto y Marolio, Víctor Fera, aseguró ayer que los precios de los alimentos no van a bajar porque “no existe la competencia” en el sector y apuntó que los grandes supermercados “manejan el país y al Gobierno”.
“Dieciocho personas de la familia Braun, que es dueña de La Anónima, están en el Gobierno. Hay gente de Carrefour también. Eso direcciona, condiciona, no hay libre competencia en la Argentina”, se quejó el empresario.
Fera protestó por los descuentos del 50% acordados por el Banco Provincia y las grandes cadenas de supermercados al sostener que eso se financia “con los impuestos de la familias más humildes del país”.
El empresario -también dueño de Maxiconsumo- opinó que ese plan de descuentos fue diseñado para “direccionar las ventas a las grandes cadenas de supermercados”, dejando afuera a las pequeñas y medianas empresas comerciales.
Dijo que si hubieran querido beneficiar a las familias con descuentos en precios, “lo hubieran hecho quitándole Ingresos Brutos a alimentos como fideos, yerba, arroz, para que bajen los precios reales: esto fue una estafa a los bonaerenses”.

Regulación.
Fera expresó en declaraciones a radio Splendid que mientras no haya una ley de góndolas y una ley antimonopólica no habrá solución porque las actuales normativas son violadas por las grandes cadenas comerciales sin penalidad alguna.
“El país y el Gobierno están manejados por supermercadistas”, afirmó Fera y apuntó contra el secretario de Comercio, Miguel Braun, a quien le pidió sin éxito reuniones en varias oportunidades para debatir el manejo de mercados.
“Braun atiende solo a los amigos de él, a los ricos. Hacen cosas como lo hicieron con el Banco Provincia que con los impuestos de los pobres hicieron 50% de descuento en los grandes supermercados para dirigir las ventas hacia ellos”, denunció.
Fera sostuvo que el Gobierno debería comenzar a pensar que “está fundiendo las pymes y está usando la plata de la gente que más necesita para beneficiar a las grandes cadenas de supermercados”.
“Se ponen de acuerdo entre ellos con grandes industrias nacionales y multinacionales y no permiten la competencia y al que más dañan es al consumidor, al que le decían que iban a ayudarlo: todo una mentira”, se quejó.
El presidente Mauricio Macri promulgará esta semana un Decreto de Necesidad y Urgencia para poner en práctica una medida que volcará hasta 50.000 millones de pesos entre las familias más pobres de la Argentina. (NA)