Exportaciones: U$S 268 millones para La Pampa en el primer semestre.

Según el informe oficial difundido esta semana sobre el comercio exterior del país con fuente del INDEC, el total de las exportaciones de la provincia de La Pampa en los seis primeros meses del año 2017 alcanzó la importante cifra de268 millones de dólares.
Juan José Reyes *
Si bien esta cifra representa una caída del 10,4% interanual en comparación con 2016, hubo una suba acumulada del 21,7% en los tres últimos años, cuando en Argentina se retrocedió un 6,9%.
Del total, el 84% de lo colocado en el exterior proviene de cereales, semillas y frutos oleaginosos; otro 9% de carnes termo enfriadas y otros derivados cárnicos con 23 millones; otros 12 millones (5%) de la miel y sus derivados y finalmente otros productos del campo y la silvicultura con los 8 millones restantes.
El rubro que más se destacó fueron lo cereales, dentro del cual el maíz, el trigo y la cebada cervecera representaron el 63,7% del total exportado por la provincia. El siguiente rubro en importancia fue el de las semillas y frutos oleaginosos (en su mayoría soja, girasol y maní), cuyas exportaciones representaron 21% del total exportado; se observaron caídas en todos los sub rubros en relación con el mismo periodo del año anterior.
Los destinos en general, según el INDEC, fueron muy diversos; entre ellos, se destacaron MAGREB y Egipto, China, ASEAN y MERCOSUR. Crecieron 20,4% los productores primarios (PP) y 5% las manufacturas de origen agropecuario (MOA), las de origen industrial (MOI) cayeron 11%; combustibles y las de energía (C&E) se superaron en 40%. El sector externo local sigue creciendo a pesar de la crisis de nuestro principal importador de productos: Brasil.

Altas y bajas.
Todos los granos, oleaginosas y semillas del complejo cerealero pampeano mostraron excelentes volúmenes de exportación a pesar de las fuertes oscilaciones de los precios de comercialización durante el período y sin dudas la crisis hídrica por la cual atraviesa el campo pampeano con miles y miles de lotes inundados, anegados y encharcados.
Sin embargo, en el caso del maíz fue el más que aportó en este período. También se observaron fuertes subas en la soja (más 37%); sorgo (36%) y aceites (+18%). Las colocaciones del comercio exterior rural de La Pampa casi dependen con exclusividad del sector agrícola si se lo compara con décadas anteriores donde las carnes tenían una participación muy importante. El maíz (2,2 millones de toneladas) y la soja (1,8 millones) son los productos más exportados, siguiéndole el girasol, la cebada y el sorgo. En tercer lugar quedaron las carnes bovinas deshuesadas (enfriada y congelada), a pesar de la incipiente recuperación del stock ganadero pero la crisis frigorífica local mantuvo los niveles de caída del año anterior, la miel aumentó 46% (apunta a duplicarse a fines de año) y los lácteos tuvieron muy poca incidencia (solo de la María Pilar y de algunos tambos de Trenel). Entre las materias primas, el girasol y su aceite; el poroto de soja y seguramente en próximos años el Biodiésel (dejará solo de abastecer el mercado local y apuntara al externo al bajar los aranceles de la UE) siguen creciendo en su importancia relativa dentro del complejo agroindustrial pampeano.

Los locales.
La Pampa tiene tres grandes complejos de bienes exportables al mundo. Primero, sin lugar a dudas y por lejos, los granos y semillas seguido del complejo cárnico que si perdió el segundo lugar por la crisis de la ganadería de cría, apunta en 2018 a recuperar terreno con el aumento del stock vacuno y la apertura de las exportaciones a los EEUU.
En el primer grupo, los grandes colocadores de esos productos agrícolas son la multinacional Cargill (Realicó, Pico y Larroudé), A.C.A. (Castex y ahora silobolsas en Zona Franca) y el grupo Lartirigoyen (Castex), Gente de La Pampa (Catriló); Oleaginosa Moreno (Pico) e INARCO (maíz pisingallo y girasol confitero en Pico también).
En el sector cárnico figuran Prinex y Carnes Pampeanas (Grupo Cresud) y el grupo Wethein y en mieles la firma Geomiel y la tradicional Cooperativa Apícola de Doblas).
Por posición aduanera en el último trimestre lideran el ranking trigo y morcajo (tranquillón); maíz en grano; pellets de soja; aceite crudo; miel; semillas girasol; carne bovina deshuesada fresca o refrigerada o termo enfriada; el sorgo granífero; la carne de cabra ciervo y cabra.

El aporte de la Zona Franca
De las estadísticas detalladas se destaca que desde la Zona Franca se llevan exportados más de 75 contenedores. Las Zonas Francas fueron creadas para impulsar el comercio y la industria exportadora, por tanto después de décadas de desilusiones se cree que en la actualidad están dadas las condiciones para hacer valer la inmejorable posibilidad de ponerse a la cabeza del sector exportador de La Pampa combinados con el beneficio de poder volcar la producción al Territorio Aduanero General, pudiendo diversificar los mercados y así si lograr ser competitivos según la demanda querequiera el mundo en agroalimentos. Las exportaciones derivadas de la industrialización de productos rurales y otros con relación indirecta son cada vez mayores, llegando en lo que va del año a los 18 millones de dólares (el 7% del total exportado por La Pampa). Los destinos fueron muy variados, arribando con las cargas a los países de Japón, Estados Unidos, Brasil, Francia, Bélgica, Turquía, Trinidad y Tobago, Guatemala, Uruguay, Egipto, Chile y Alemania y últimamente se fletaron cuatro camiones con rollos de fardos a Bolivia (Megafardos SRL).
Entre los productos exportados se destacan son los derivados de la carne bovina, el aceite de girasol, el girasol confitero, maíz y trigo partido, miel y cera de abeja y una gran cantidad de silobolsas de la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA) en el enclave norteño. El volumen de las cargas estuvo representado en más de 140 contenedores con destino marítimo y más de 200 camiones con destino a países limítrofes.

* Economista