Altolaguirre pendiente del gabinete

AFIRMO QUE SI GANABA MACRI SE IRIAN A NACION INTEGRANTES DE SU FUTURO GABINETE

El intendente electo de Santa Rosa, Leandro Altolaguirre, votó ayer en el Colegio Nacional, a las 11. En diálogo con LA ARENA aseguró que del resultado del balotaje iba a depender en buena parte la conformación de su gabinete. “En caso de ganar nuestro candidato a presidente, Mauricio Macri, se irían varios de los que están convocados para ser nuestros funcionarios a ocupar cargos en el ámbito nacional, tanto en Buenos Aires, como en delegaciones de los organismos de Nación que están en la provincia de La Pampa”, explicó el radical.
Cabe recordar que hasta el momento solo se conoce uno de los funcionarios principales que acompañará a Altolaguirre, el contador público nacional Luis Evangelista, quien tendrá a su cargo la Secretaría de Hacienda comunal, cartera en la que estuvo entre 2008 y 2011, durante la intendencia de otro radical, Francisco Torroba. El jefe comunal electo aseguró que tiene los nombres de los otros tres secretarios pero insistió en no difundirlos para que no reciban presiones antes de asumir.
“Los cuatro nombres serían inamovibles, pero por ahí me los llevan para Nación y es difícil retenerlos. La idea es poder armar el mejor gabinete posible para encarar este tramo de gobierno, que no es fácil por la situación en la que se encuentra la ciudad, que demanda un gran esfuerzo. También juega en contra el Impuesto a las Ganancias, que es lo que se está viendo no solo en lo que pasa en los cargos de funcionarios, sino a médicos, docentes y policías. La remuneración es buena pero, cuando se aplica Ganancias, queda a la misma altura que tienen en el sector privado sin la responsabilidad que significa ocupar un cargo público. Esto hace, a veces, que gente que está trabajando en lo privado no se vea motivada a sumarse a la función pública”, sostuvo.
Respecto a la transición, explicó que se reunión con funcionarios del municipio, pero destacó sobre todo los encuentros que mantuvo con los trabajadores. “Hicimos muchas reuniones pequeñas, con cuatro o cinco empleados, para hablar sin inconvenientes. He tenido reuniones numerosas, con gente del Emhsu, con empleados municipales a través del SOEM, junto con delegados de otros gremios. Hubo alrededor de 400 empleados, estuvimos como tres horas reunidos. Los empleados son conscientes de la situación que atraviesa la comuna, no la desconocen, la padecen día a día”, afirmó.