Apani reclama por un basural

ADVERTENCIA DE ASOCIACION PROTECTORA

La Asociación Protectora de Animales (Apani) advirtió públicamente ayer a la mañana por la falta de respuesta del municipio capitalino ante el reclamo realizado por el basural que se generó en el camino que va hacia el predio de la entidad que se encarga del refugio de perros en Santa Rosa.
El lugar está ubicado en dirección al relleno sanitario local, a metros de la ONG, en una zona rural donde hay ramas, gomas de autos -incluso un vehículo en desuso-, ropa y otros elementos. Rita Soublé, la periodista y referente de Apani, se quejó por el estado en el que se encuentra el espacio donde es difícil transitar por los desechos.
“Es una desidia por parte del municipio, pero limpian y vuelve a estar así rápidamente”, manifestó Soublé sobre la situación y el basural generado por los mismos vecinos. “Hace dos meses que estamos pidiendo a la comuna que limpie la zona porque no se puede pasar, pero no hay respuesta. A nadie le importa”, agregó.
“Ya no sabemos cómo pedir para que nos escuchen. Suponíamos que un intendente que pregonó tanto la cuestión ambientalista con su fundación (Alihuén) iba a tener otra mirada pero estos meses de olvido nos demuestra que estamos igual que antes”, señaló ante la consulta de este medio, que también recorrió la zona.
Desde la ONG se quejaron por los vecinos que diariamente arrojan basura a pocos metros del lugar y pidieron el cobro de multas y controles en la zona para evitar este basural. En su momento, plantearon que se instale una garita con un empleado en diversos turnos que ejerza ese control.
En Santa Rosa, el Concejo Deliberante aprobó el año pasado una ordenanza que prohíbe arrojar basura y multar a quienes tiren desperdicios, desechos o escombros en la vía pública, baldíos o fincas. Las multas previstas van de 100 a 1.300 pesos y además el secuestro de los vehículos.
En ese momento, los concejales del oficialismo (Frepam) advirtieron sobre la existencia de ochenta mini basurales en la ciudad, diez de ellos que crecen constantemente. Los basurales “paralelos” de mayor tamaño están en el barrio Sur y en la cercanía de Apani, cerca del relleno sanitario.