“Buscan que no sea candidato”

GUILLERMO ROBLEDO, DEL OBSERVATORIO DE LA RIQUEZA, Y LA REUNION CON LULA

Un grupo de personalidades ligadas al Papa se reunió con el ex presidente de Brasil. Le pidieron que incluya en su agenda de campaña las tres nuevas convenciones que Francisco propondrá a la ONU.
El coordinador del Observatorio de la Riqueza, Guillermo Robledo, dio detalles de la reunión que esa organización mantuvo días atrás con el ex presidente de Brasil, Luis Ignacio Da Silva, Lula. El dirigente ligado al Papa Francisco relató que el objetivo fue lograr que el dirigente incluya en su campaña electoral del año próximo las propuestas de convenciones que el sumo pontífice impulsa para renovar la Organización de Naciones Unidas.
La ONU cuenta con convenciones sobre la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio (1948), el Estatuto de los Refugiados (1951), la Eliminación de todas las Formas de Discriminación Racial (1966), la Eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (1979), contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes (1984), los Derechos del Niño (1989) y la protección de los derechos de todos los trabajadores migratorios y de sus familiares (1990).
“La reunión fue una iniciativa nuestra, que estamos llevando adelante en distintas instancias. El Observatorio llegó a la conclusión de que hay que impulsar rápidamente tres nuevos tipos de convenciones en la ONU. Una sobre un nuevo sistema de contabilidad de cuentas nacionales y de renta básica universal para resolver los problemas de Justicia, Dignidad y Paz; el otro es de una nueva convención sobre genocidio; y la tercera convención, es una propuesta de algo que curiosamente no existe, una convención de comunicaciones”, dijo Robledo en una entrevista con Radio Noticias.

-¿Por qué de comunicaciones?
-En materia de comunicaciones no hay pacto entre los Estados y los pueblos, por lo tanto, en el mundo hay 21 conglomerados que manejan la comunicación mundial sin acuerdo de los Estados. Hemos terminado la propuesta de esas tres convenciones y nos preguntábamos quién puede poner estos temas en agenda. Fue uno de los motivos para pedirle una reunión a Lula. La elección presidencial de Brasil será una de las elecciones centrales que tendremos el año que viene.

Antiproscripción.
Durante la reunión con Lula, el grupo le informó que estaba dispuesto a organizar desde Argentina una campaña para que no fuera proscripto. “El problema de Lula es que a través de una serie de denuncias están buscando que no pueda ser candidato. El que está juzgando a Lula es un tribunal inferior, porque es provincial, no federal. Y están buscando inhabilitarlo para ser candidato, cuando tiene un 50% de adhesión y ganaría en primera vuelta. Temer (Michel, presidente actual) y los factores de poder internacionales que dieron el golpe institucional contra Dilma (Roussef) no tienen un candidato para disputarle a Lula ese lugar”, afirmó Robledo.

-¿Por qué desde Argentina se interesan en Lula?
-La situación que está viviendo la región, de una ofensiva mediática, judicial, política y social, de pérdida de derechos, él la define como un plan internacional para que la región deje de tener incidencia a nivel internacional, deje de ser un actor protagónico, con autonomía, con soberanía. El dio ejemplos concretos de un plan de reducción del mercado interno. Por ejemplo, la industria automotriz brasileña que redujo su producción de 4 millones de coches por año a dos, cuando el proyecto de Dilma era llevarlo a 6 millones.

-¿Hay un plan de desindustrialización en la región?
-Sí. Esto obedece a que el potencial de la región no solo se había potenciado, sino que se comenzaba a tener una dimensión de desarrollo industrial, con la construcción de satélites y con el avance, por ejemplo, en la incorporación de una flota de tres submarinos nucleares en Brasil. Dilma tenía un acuerdo de construirlos con tecnología alemana. La región avanzaba hacia un desarrollo integral. Estaba avanzando también el banco de los BRICs, lo cual incluso nos daba una cierta autonomía financiera. Brasil se había constituido en el sexto país industrial del mundo, dejando atrás a países como Inglaterra y ni hablar de Italia y España.

-¿Quiénes se oponen a este avance de la región?
-Estados Unidos, en términos de la cantidad de bienes que produce, ya no es una potencia hegemónica. Ahí está el problema. Esto lo maneja Estados Unidos con Europa como un segundo, que son las regiones que están retrocediendo frente al avance de las otras regiones.

-¿Y cómo podría Lula, en caso de ser presidente, enfrentar esto?
-Lula quiere hacer un referéndum revocatorio de todo lo actuado por Temer. Ese será su método de construcción política si vuelve a la presidencia. Con estos anuncios Lula ya tiene el 50% de apoyo popular. Le está dando un mensaje al pueblo de que quiere volver para hacer las cosas mejor que antes.

“Una estafa formidable”
Robledo cuestionó en duros términos el Decreto 893/17 del presidente Mauricio Macri, al cual consideró un “mecanismo de estafa formidable”. “Con esa medida se autoriza a todas las empresas que manejan el comercio exterior de Argentina, la riqueza agraria, minera, petrolera y todo lo que se exporta, a no traer los dólares al país. Esto no tiene antecedentes. Las empresas extranjeras se llevan la producción argentina, cobran los dólares afuera y los dejan afuera, no los entran al Banco Central. Al no entrarlos, el país tiene que salir a tomar deuda externa. Es un mecanismo de una estafa formidable”, explicó.
“Ni siquiera es una fuga de divisas. El Estado los autoriza. Es un decreto para que la riqueza de los argentinos quede afuera. Carlos Menem había hecho algo parcial: dejarle a las petroleras que el 50% de lo exportado lo dejaran afuera por dos años, pero no todo, y menos la producción agraria. Esto es escandaloso. La dimensión económico financiera del saqueo no tiene antecedentes”, advirtió.
Robledo aseguró que el Papa Francisco está preocupado por la situación del país. “Lo ha demostrado con gestos. Ha producido un cambio importante dentro de la Iglesia Argentina. La realidad es que han subido obispos totalmente afines a su pensamiento e inmediatamente se pusieron en línea con lo que él dice, por ejemplo Monseñor Lugones, el nuevo obispo a cargo de la Pastoral Social, sacó una declaración muy fuerte sobre el proyecto Ley de Reforma Previsional que tiene media sanción del Senado. Y el senador Pichetto, que ya no tiene ninguna autoridad moral, salió a decirle que se ocupe de los problemas de Dios”.