Chakra Raíz se queda

El Tribunal de Audiencia de Santa Rosa, conformado por los jueces Alejandra Ongaro, Daniel Sáez Zamora y Miguel Gavazza, absolvió ayer a los 14 integrantes del grupo denominado Chakra Raíz y además rechazó la solicitud del fiscal Carlos Ordas de que sean desalojados de las tierras que ocupan en Toay.
La audiencia se celebró en horas del mediodía de ayer, en la sala 7 de la Ciudad Judicial. Participaron integrantes de la Eco Aldea junto a la defensora oficial, María Silvina Blanco Gómez.
Luego de la lectura, que generó una enorme algarabía entre los integrantes del colectivo, la defensora dijo: “Fueron absueltos y no se hizo lugar al desalojo, tendrá que eventualmente el IPAV en su carácter de titular, ver si va por las vías civiles, que entiendo que fue lo que desde el inicio se tuvo que hacer y no se hizo”.
La profesional agregó que “los chicos nunca quisieron quedarse con nada que fuera ajeno, siempre dentro de sus posibilidades ofrecieron pagar esa tierra y en su defecto, otra. Necesitan un espacio y no tienen las posibilidades que hoy el mercado exige para poder acceder”.
Por otro lado, Blanco aseveró que “ahora sólo puede apelar el fiscal, porque el IPAV no se presentó como querellante”. Respecto a la decisión de los jueces, la defensora manifestó que “no he podido leer la sentencia, entiendo que han tomado lo que esta defensa propuso en el debate y lo ha hecho a lo largo del proceso; y es que no había delito porque no había clandestinidad, que es lo que decía la fiscalía; además de otras cuestiones como es el uso de la tierra y el ejercicio efectivo de la posesión”.

Referente.
Por parte de la agrupación, Anahí Montes en calidad de vocera, dijo que “estamos desbordando de emoción y felicidad. No dudábamos del resultado, dijimos y manifestamos siempre que estábamos seguros de que esto iba a ser como es porque sabíamos que no estábamos cometiendo ningún delito, teníamos esa tranquilidad interna; por ahí es difícil llegar a estas instancias que no estamos acostumbrados. Siento que teníamos la confianza de que iba a ser así, siempre hablamos del legado que hay que dejar, del cuidado de la naturaleza; todas estas cosas que nos motivan a hacer lo que estamos haciendo y que no es ni más ni menos que ocupar un pequeño espacio y tratar de hacerlo desde la base de la conservación, de la buena crianza para los niños, el afecto y el amor: este momento emocionalmente, es muy intenso”.

Magistrados.
La sentencia emitida por los magistrados, que consta de unas 13 páginas, ratificó que “se absolvió a los 14 integrantes del grupo denominado Chakra Raíz y además, el tribunal rechazó la solicitud del fiscal Carlos Ordas de que sean desalojados de las tierras que ocupan en Toay”.
Sáez Zamora, autor del voto al que adhirieron los otros dos magistrados, se preguntó si la fiscalía pudo probar que los acusados invadieron el predio en forma clandestina. “A este interrogante debo concluir en forma negativa, toda vez que los acusados ingresaron al predio, se establecieron allí e incluso algunas de las construcciones realizadas podían ser observadas desde alguna de las calles que lo circundan; es decir a simple vista por cualquier transeúnte”, indicó.

Conducta “atípica”.
El magistrado agregó que “la importante cantidad de notas presentadas a las distintas autoridades provinciales y municipales intentando lograr una vía de solución y un canal de comunicación, respaldan la falta de intencionalidad por parte de los acusados”. Por consiguiente, el tribunal concluyó que “el conflicto existente está fuera de la órbita penal” y que “la conducta de los acusados es claramente atípica”.
Finalmente, aseveró que “sabido es que la aplicación del poder punitivo estatal, no es la primera y fundamental respuesta jurídica a la que se debe acudir para solucionar problemáticas como la presente, ya que existen otros remedios legales distintos al intentado y que no implican la imposición de sanciones de tipo penal, máxime cuando la parte damnificada es el propio Estado”, concluyó.