Condenan a un gomero a prisión en suspenso

ESTAFO A UNA PERSONA Y GOLPEO A SU HIJO

El juez de control de General Acha, Héctor Alberto Freigedo, condenó a un gomero de Jacinto Arauz, identificado como J.M.F., a la pena de un año de prisión en suspenso por ser autor material y penalmente responsable de los delitos de estafa y lesiones leves agravadas por el vínculo, todo en concurso real. A su vez le impuso como reglas de conducta, la obligación de fijar residencia, someterse al cuidado del Ente de Políticas Socializadora abstenerse de concurrir al domicilio de la persona a la que estafó y de contactarse con ella y no usar estupefacientes ni abusar de bebidas alcohólicas, por el lapso de 2 años.
El fallo de Freigedo fue consecuencia de un acuerdo de juicio abreviado firmado entre el fiscal Juan Bautista Méndez, el defensor oficial Pablo Maldini y el imputado, un gomero de 42 años domiciliado en Jacinto Arauz.

Los hechos.
Según informó la Justicia, en uno de los expedientes quedó probado que el 5 de junio de 2015, J.M.F. le vendió a otro hombre, mediante boleto de compraventa, una camioneta Chevrolet que había sido denunciada como robada un mes antes por una tercera persona. Finalmente, el juez dispuso que no habiéndose formalizado la investigación fiscal preparatoria, en relación al hecho consistente en haber “cambiado la chapa patente, el motor y el chasis” de la camioneta, incluido como hecho imputado en el relato del acuerdo de juicio abreviado, se extraiga un juego de fotocopias del correspondiente legajo y se lo remita a la fiscalía a los efectos que estime corresponder.
Por otra parte, la Justicia demostró también que el 15 de agosto de ese año, el acusado llegó a su casa a la noche, “en estado de ebriedad”, y agredió físicamente a su hijo menor de edad, causándole lesiones.