Denuncian improvisación

ENTE QUE REEMPLAZA AL PATRONATO

El secretario general de Utedyc, Gustavo Montenegro, advirtió ayer, a través de un parte de prensa, que, a menos de un mes de que se ponga en marcha el Ente que debe suplantar al Patronato de Liberados, los trabajadores que deben ser traspasados al nuevo organismo no tienen definiciones. A esto sumó que la ausencia del Patronato, sino se pone en plena vigencia al Ente, podría provocar una situación social “insostenible” al dejar sin supervisión ni control a más de mil tutelados en conflicto con la ley penal.
El Patronato de Liberados será reemplazado a partir del 1º de julio del corriente año por el Ente de Políticas Socializadoras y la Unidad de Supervisión, Abordaje y Asistencia a las Personas en Conflicto con la Ley Penal. Este organismo fue creado por la Ley Provincial 2831, sancionada en mayo del año pasado. Allí se indicaba que el Ente quedaría bajo la órbita del Ministerio de Gobierno, Justicia y Seguridad de La Pampa.
En el parte de prensa de Utedyc, el reclamo está dirigido al Ministerio de Seguridad. Cabe recordar que a partir del 10 de diciembre, el Ministerio de Gobierno, Justicia y Seguridad, fue desdoblado, quedando las dos primeras áreas por un lado y la de Seguridad, por el otro.

Situación apremiante.
“Hay alarma entre los trabajadores del Patronato por su situación laboral, ya que debían ser traspasados a la Provincia, pero ni los han llamado oficialmente ni los atienden. Es una situación apremiante. No saben qué va a pasar. Hay derechos laborales que deben ser cumplidos, pero hay una total improvisación, por no decir anarquía en el tema”, dijo Montenegro.
Según Utedyc, el nuevo Ente debe incorporar a los cinco empleados que hoy tiene el Patronato. Estos trabajadores son los que capacitarán al resto de los que se incorporarán, hasta llegar a una planta de 20 agentes. “Pero a 25 días de tener que ponerse en marcha el organismo no hubo ningún avance (al menos que lo conozcan hoy el gremio y los empleados) y el 1º de julio más de mil tutelados en conflicto con la ley penal, entre provinciales y federales, quedarán sin control o supervisión por parte del Estado”, advirtió.