Derogan ordenanza para que se pueda vender la ex Casa Torroba

Durante la sesión de ayer del Concejo Deliberante de Santa Rosa se derogó la ordenanza que declaraba la utilidad pública y sujeto de expropiación al inmueble ubicado en la esquina de Avellaneda y Quintana, propiedad de la firma Famularo SA, donde se erige la construcción de la ex Casa Torroba. Según expuso el concejal frepamista Marcos Cuelle, “será un vecino santarroseño quien invierta en el lugar”. También ingresó a comisión una iniciativa que “autoriza la suscripción del convenio entre el Instituto de Seguridad Social Servicio Médico Previsional de La Pampa (Sempre) y la Municipalidad de Santa Rosa para la incorporación de los agentes contratados”.
La sesión inició pasadas las 11 y contó con la ausencia notificada de la concejala frepamista María Celia Ibarguren.

Ordenanza.
Dentro del punto que contempla el tratamiento de los proyectos de ordenanza, se votó el pase a comisión de Administrativa y Reglamentaciones enviado por el departamento Ejecutivo, para “autorizar la suscripción del convenio entre el Instituto de Seguridad Social Servicio Médico Previsional de La Pampa y la Municipalidad de Santa Rosa para la incorporación de agentes contratados” para tener cobertura del Sempre. La iniciativa prevé la tramitación de obra social para agentes contratados bajo la ley 247.
Se trata de unos 90 empleados pertenecientes a distintas áreas como Administración, Cultura, Desarrollo Económico, Espacios Públicos, Gestión Social, Dirección de Gobierno, Informática, Agua y Saneamiento, Políticas de Género, Tránsito, Compras y Suministros, Vialidad, Ambiente, Niñez y Adolescencia, Educación y Tesorería.

Derogación.
A través del pedido de la concejala oficialista Claudia Giorgis por lo decidido en Labor parlamentaria, el proyecto de ordenanza sobre el inmueble de Famularo SA, fue tratado sobre tablas. La medida, que había sido promulgada en abril del año pasado, declaraba “la utilidad pública y sujeto de expropiación” al espacio ubicado en la esquina de Avellaneda y Quintana.
En ese punto, el justicialista Araldo Eleno pidió la palabra y declaró que “vamos a acompañar la medida; vemos con buenos ojos que así como en su momento nos opusimos porque considerábamos que era una vergüenza expropiar para gastar una millonada de pesos para realizar un museo; creemos que prefieren vivir dignamente. Celebramos y vamos a acompañar porque vemos con buenos ojos que el señor intendente haya entendido que el orden de prioridades de los vecinos de Santa Rosa es otro”, concluyó.
Finalmente, Marcos Cuelle (Frepam) dijo que “el objetivo que se planteó con el proyecto de ordenanza era puramente el generar una inquietud y movilizar; el resultado final que se buscaba se consiguió, que es la posibilidad de que alguien realice una inversión en esa esquina, aparentemente es un vecino santarroseño”. De acuerdo con algunas fuentes, se trataría de un empresario, co-propietario de la empresa Iaco.