Dos antiguos latifundios en la mira del Concejo

PROYECTAN TASAS MAS EQUITATIVAS

El Concejo Deliberante comenzará a debatir en los próximos días un proyecto de ordenanza que busca cortar la especulación inmobiliaria e incorporar al pago de la tasa por terrenos baldíos a una enorme cantidad de parcelas que actualmente no lo pagan producto de la desactualización de la normativa actual.
Si se sanciona tal como está, dos grandes extensiones de tierras que llevan años sin lotearse o que se parcelan a cuentagotas verán multiplicarse por hasta 20 veces la tasa que venían pagando.
El proyecto es impulsado por el concejal radical Marcos Cuelle, quien trabajó en su diseño junto al Ejecutivo municipal. Ayer, en la sesión que el cuerpo deliberativo realizó a partir de las 11, la iniciativa fue ingresada formalmente al CD y girada para su tratamiento en las comisiones de Planeamiento, Obras y Servicios Públicos y Hacienda, Presupuesto y Cuentas.
En los últimos años, hubo dos intentos de la comuna por agrandar el radio urbano con el objetivo de poner a la mano de quienes lo necesitaran una mayor cantidad de terrenos disponibles para lotear y construir. Ninguno de los dos prosperó. El proyecto que está en danza ahora no promueve extender el radio urbano, sino modificar la zonificación establecida por la ordenanza fiscal a efectos del cobro de la tasa por baldíos.

Que no paguen lo mismo.
“Cuando se creó la tasa (por baldíos) había un radio urbano vigente, el radio creció y los nuevos espacios no se incorporaron a la nueva ordenanza, entonces, hay varias zonas de la ciudad que no pagan la tasa por terrenos baldíos. A su vez, se generaba una inequidad porque pagaba lo mismo un baldío en una zona pudiente que otro en una zona de menos recursos. La idea, sin alterar el valor de la tasa aprobada por la Tarifaria, es rezonificar la ciudad para que no haya especulación inmobiliaria y que se genere justicia respecto al pago de la tasa”, explicó Cuelle.
Uno de los casos de mayor inequidad se da con un propietario que tiene una enorme extensión de tierras en la zona de la avenida Palacios y actualmente paga el mismo valor que los baldíos que están, por ejemplo, en Villa Parque. Ese lugar, a partir de la nueva zonificación, pasará a pagar una tasa igual a la de la zona céntrica, la más elevada.
Algo parecido ocurrirá con otra extensión que ronda las 200 hectáreas y está ubicada al suroeste de la ciudad, en la zona del barrio Inti Hué, la cual se está loteando pero a cuentagotas. Esa zona también quedará comprendida en la rezonificación proyectada y, si se aprueba, verá multiplicarse la suma que paga por tasa de terrenos baldíos.

Indice de castigo.
La clave está en el denominado “índice de castigo”. La tasa por baldíos actual es de 1,44 pesos por metro lineal de frente del terreno. En el centro de la ciudad, un propietario de una parcela ociosa paga 1,44 pesos por cada metro lineal de frente que tiene su inmueble y, a su vez, un “índice de castigo” de 20 puntos. Es decir, si el terreno tiene 10 metros de frente, los 14,4 pesos que le correspondería pagar, se multiplican por 20.
Si la nueva ordenanza es sancionada, la zona con mayor “índice de castigo” (el centro) se ampliará hasta llegar a la calle Niotti, es decir, abarcando toda la franja central que en el mapa de la foto se ve en color rojo, la cual no solo toma el centro sino al barrio Fitte, Villa Santillán Oeste, Villa Alonso Centro (una parte), Villa Elvina, Villa Navarro Sarmiento y Villa Amalia y Villa Martita.
De ahí hacia afuera, el “índice de castigo” irá bajando: 13 en la zona amarilla; 5 en la que le sigue, hasta llegar a 1 en las zonas más humildes y en los barrios de viviendas sociales.

Compartir