Dos diputados pampeanos rechazan avances inconsultos

FINANCIACION CHINA PARA PORTEZUELO DEL VIENTO

Daniel Kroneberger y Francisco Torroba rechazaron el acuerdo firmado por la presidenta Cristina Fernández en China y preguntaron si el representante pampeano en Coirco estaba al tanto de la gestión.
Los diputados nacionales Daniel Kroneberger y Francisco Torroba presentaron dos proyectos relacionados a Portezuelo del Viento. Ambos tienen su origen en un proyecto de su colega pampeano Martin Berhongaray. La construcción de Portezuelo del Viento impactará en toda la cuenca del río Colorado, recordaron los legisladores al expresar su preocupación por los avances inconsultos de la provincia de Mendoza.
En la primera iniciativa, Kroneberger y Torroba expresaron su preocupación y el rechazo “de manera enfática” de la firma del convenio entre la presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, y la República Popular China, para que Mendoza construya la represa Portezuelo del Viento, una obra que cambiará en forma sustancial la dinámica del río Colorado.
En el segundo preguntaron al Gobierno Nacional si el representante de la provincia de La Pampa ante el Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco) fue consultado con anterioridad a la firma del convenio. El delegado pampeano en el comité de cuenca es Néstor Lastiri, a su vez secretario de Recursos Hídricos de la provincia.
“La semana pasada se conoció que durante la última visita de la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner, el Gobierno Nacional habría suscripto un acuerdo de inversión con la República Popular China destinado a financiar, entre otras obras, la construcción de la represa Portezuelo del Viento por un monto cercano a los 650 millones de dólares”, recordaron los diputados al fundamental el pedido.
El financiamiento de esta megaobra, que a su vez tiene asignada una partida en el Presupuesto General de Gastos 2015, representa uno de los 22 convenios firmados en Beijing y que en conjunto alcanzan cifras próximas a 20.000 millones de dólares. “Va de suyo que por encontrarse emplazada sobre un río interprovincial, el río Grande, afluente del Colorado, cualquier decisión relativa a la ejecución de la represa requiere de la expresa conformidad exteriorizada por parte de todas las provincias condóminas de esos cursos de agua, a saber: La Pampa, Mendoza, Neuquén, Río Negro y Buenos Aires”, advirtieron los legisladores.

Obra de regulación.
Portezuelo del Viento constituye una obra de regulación y generación eléctrica. Se calcula que su capacidad de almacenaje rondará los 1.940 hectómetros cúbicos. Si se repara en que el derrame anual del río Colorado trepa a los 4.415 hectómetros cúbicos, y la capacidad de almacenaje de Casa de Piedra se ubica próxima a los 3.700 Hm3, “cabe concluir que los dos embalses referidos permitirían una regulación prácticamente total del río Colorado”, señalaron Kroneberger y Torroba.
Pese a dicho beneficio, “a nadie escapa que Portezuelo del Viento constituye el paso previo para orquestar la derivación de caudales desde el río Grande hacia la cuenca del río Atuel, objetivo pretendido por las autoridades mendocinas a fin de mejorar las posibilidades de aprovechamiento de zonas bajo riego en aquella provincia”.
“Cabe recordar que en agosto de 2013 el gobernador de la provincia de Mendoza anunció desde San Rafael la presentación del proyecto de trasvase desde el río Grande al Atuel ante un banco estatal brasileño (Bndes) en busca de financiamiento. Una nueva decisión adoptada en forma unilateral, pese a recaer sobre recursos naturales interprovinciales”.

Impacto negativo.
La exportación de 34 metros cúbicos por segundo representa una acción de enorme peligrosidad para la cuenca en su conjunto toda vez que “una medida de esa naturaleza impactará negativamente en la cantidad y calidad de las aguas transportadas por el río Colorado”.
“Indudablemente, lo que suceda con los ríos tributarios afectará toda la cuenca, en especial a su principal río, el Colorado, que aún está vivo y con inmensas posibilidades futuras de aprovechamiento”, concluyeron los legisladores.