“El Quinto llegó para quedarse”

INGRESO A LA PAMPA CON 13 METROS CUBICOS POR SEGUNDO

El río Quinto ya no tiene un caudal alterno. Al menos eso creen en la Secretaría de Recursos Hídricos de La Pampa, cuyo titular, Javier Schlegel, afirmó anoche que el río está ingresando por el norte pampeano con una caudal que oscila entre los 13 y 14 metros cúbicos por segundo. Por suerte para los pampeanos, la pendiente natural hace que esa masa de agua toque tangencialmente a nuestra provincia y salga atravesando el Meridiano Quinto rumbo al oeste bonaerense.
Schlegel hizo declaraciones anoche en el programa La Parte y el Todo que se emite por CPEtv, el canal de la cooperativa eléctrica de Santa Rosa. “El Quinto ha llegado para quedarse. Se está formando con los excedentes hídricos de Córdoba y San Luis y se está generando mucha agua por todas las canalizaciones que están sucediendo. Esto junta el agua y forma un río que hoy está ingresando a razón de 13 y 14 metros cúbicos por segundo, algo que no pasaba para esta época. Era alterno, no continuo como está ocurriendo hoy”, sostuvo.
El funcionario aclaró que aun cuando ingresa mucha agua desde el Quinto, como ocurrió en el último verano, eso no se traslada a la zona del norte provincial que hoy está inundada y podría beneficiarse a futuro con la concreción de la denominada “Obra de los Daneses”, que se incorporó al proyecto de Presupuesto Nacional 2017.
“Tendría que producirse un desborde del Quinto, mayor a todos los que se registran en la historia”, afirmó.

Canales.
En cuanto a la mega obra de infraestructura que recobró lugar en la agenda política por las inundaciones actuales en el noreste provincial, el secretario de Recursos Hídricos la calificó de “superlativa” por el nivel de inversión que requiere. Explicó que en la actualidad solo está avanzada hasta la primera etapa, que consistió en la construcción de unos “espaldones” de concreto en la zona del Bajo de Bárbulo, en las inmediaciones de Quemú Quemú.
“Faltan la segunda y tercera etapa que son enormes canales que llegan incluso hasta Ojeda y bajan trayendo el agua y pasan por Vértiz, Speluzzi y General Pico hasta Quemú Quemú, por el costado de Metileo. Se trata de una red de canales que transportan el agua por su pendiente natural pero evitando que se aneguen enormes zonas productivas”, explicó.
Los bajos donde el agua termina, tanto el de Bárbulo, como el ubicado en el Paraje La Puma, tienen una depresión de 25 metros por debajo del nivel de las zonas que aliviarán.
Schlegel consideró que los productores a los que se le expropiarán parte de sus campos no opondrán reparos puesto que la canalización implicará concentrar el agua en determinadas zonas liberando de los anegamientos a una cantidad de tierras cercana a las 55 mil hectáreas.
“Es una obra difícil de entender, porque es una obra que generalmente se verá seca. Es una obra que quizá pase diez años estando seca, pero el año 11 llueve como ahora y la obra será absolutamente razonable, porque evitará que una enorme cantidad de tierras quede improductiva”, afirmó.

“Es de crucial importancia”
El secretario de Recursos Hídricos, Javier Schlegel, destacó la incorporación al proyecto de presupuesto nacional 2017 de un artículo que “es de importancia crucial para La Pampa y para el uso de los ríos interprovinciales, recordando que todos los recursos hídricos son compartidos y los pampeanos solo formamos parte dentro de la cuenca que los contiene”. También pidió el apoyo de los diputados nacionales en la Cámara baja.
“El hecho de que se haya permitido hacer obras sin consultar a La Pampa, tuvo como resultado la pérdida de caudales del río Salado y en su momento del Atuel, aunque no éramos provincia cuando se hizo el complejo Los Nihuiles en Mendoza”, agregó Schlegel, que pidió el acompañamiento de los legisladores nacionales por La Pampa “para que voten el dictamen que contiene el artículo que beneficia a los pampeanos en defensa de nuestros ríos”.
“Esta es una cuestión de Estado provincial que estimo excede cualquier distinción política y afecta los intereses de los pampeanos directamente. Al aprobarse este punto se van impedir realizar obras sobre todos los ríos interprovinciales como por ejemplo el Salado, el Tunuyán y demás tributarios que afectan directamente a nuestros ríos, y va a permitir que paso siguiente las provincias de agua arriba se deban sentar a hablar con La Pampa sobre el cupo de caudal permanente para nuestro territorio”.

Compartir