“Es una cuestión caprichosa”

OTRA VEZ LA ESQUINA DE CHILE Y BOLIVIA INVADIDA POR AUTOS CHOCADOS

Los vecinos volverán a la carga con el reclamo a las autoridades para que sus calles no sean usadas como depósito de vehículos secuestrados o siniestrados. Esta vez aseguran que pedirán una audiencia al gobernador Verna, ante la falta de respuestas de sus funcionarios.
Ocho estacionados sobre la calle Chile, entre Brasil y Perú, y cinco sobre la calle Bolivia, entre Valerga y Pío XII. En total son trece los vehículos secuestrados, con fajas de la Policía de La Pampa que permanecen estacionados en la esquina de Chile y Bolivia. Y siguen llegando, de hecho, ayer mismo pasado el mediodía fue depositado en el lugar un Fiat Spazio que horas antes había volcado en la calle Grassi Sur, casi Tellez.
Hace algunas semanas, los vecinos de esa zona del barrio Villa Santillán Oeste, una zona residencial a cinco cuadras del centro, había logrado que su reclamo se escuchara. Pedían que las calles donde tienen sus casas no sean utilizadas como depósitos de autos chocados y secuestrados en el marco de causas judiciales. Los frentistas habían acudido a los medios de comunicación y también al Concejo Deliberante, a través de la banca del vecino.

“A fojas cero”.
“Ahora están otra vez a acumulando autos siniestrados y amontonados. Vamos a seguir pidiendo por esto porque no queremos que vuelva a estar todo otra vez como estaba. Que busquen un lugar definitivo y los pongan, es una vergüenza, no se puede estacionar, se junta suciedad, volvimos a fojas cero”, protestó ayer Marita Barabaschi, una vecina de la calle Bolivia.
La mujer aseguró que el grupo de vecinos está conectado y no se quedará quieto hasta lograr una solución definitiva. “Nuestra idea ahora es pedir una audiencia directamente con el gobernador, porque la Policía de La Pampa depende de él. Le vamos a presentar una nota y le pediremos que tome cartas en el asunto”, anticipó.

Empecinamiento.
Barabaschi asegura que las posibilidades con el Ministerio de Seguridad ya se agotaron. Recordó que enviaron una nota en el mes de febrero y no tuvo la respuesta esperada. Añadió incluso que la Municipalidad de Santa Rosa también elevó un reclamo a la cartera que tiene bajo su órbita a la Policía y directamente obtuvieron una respuesta negativa.
“Recién cuando hicimos público todo esto y fuimos a la Banca del Vecino creímos que la situación estaba resuelta. Nos dijeron que el fin de semana iban a retirar todo y la verdad que lo hicieron, pero con el correr de los días comenzaron a acumularse autos nuevamente. Es un empecinamiento, una cuestión caprichosa, acá no se trata de dinero, no hay que hacer una inversión, es simplemente, buscar un terreno fiscal donde ponerlos, fuera del radio urbano, o buscar que la comuna les ceda un espacio para ponerlos”, concluyó.